Empresa privada ve como una oportunidad crisis en la Policía

Luis Larach, presidente del Cohep, dijo que esperan que sea el inicio del fin de la impunidad.

El presidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada, Luis Larach.
El presidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada, Luis Larach.

San Pedro Sula, Honduras.

El presidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), Luis Larach, dijo que el proceso de la depuración policial es positivo en Honduras debido a que fortalece la lucha contra la impunidad y la corrupción.

El dirigente del empresariado hondureño detalló que las acciones que se llevan a cabo en la entidad de seguridad policial no deben verse como una crisis o un problema para el país, y llamó a las autoridades a seguir con las medidas para que el peso de la ley caiga sobre todo aquel que la haya infringido.

El empresario se refirió al tema al ser consultado sobre el proceso de depuración que lidera el presidente, Juan Orlando Hernández, para transparentar la institución y garantizar que la población cuente con un cuerpo de seguridad con altos estándares de desempeño.

Larach manifestó que esta es una oportunidad que fortalece la lucha contra la corrupción y la impunidad, por lo que “creo que es una oportunidad; nosotros no debemos verlo como una crisis o un problema para el país”.

“Toda acción que se tome para recuperar la confianza de la población debe verse como algo positivo, acabar con la corrupción y la impunidad es algo positivo”, manifestó tras considerar que se deben seguir las investigaciones pertinentes y castigar a cualquier persona que haya infringido la ley. Aseguró que el país ha avanzado bastante en la lucha contra la corrupción y la impunidad, al emprender varias acciones que permiten que la población tenga más confianza en sus instituciones.

“Esperamos continuar por esta vía; de esta forma vamos a poder decir que tenemos un país que va en vías de recuperación y que tenemos muchas oportunidades para atraer más inversión y generar más empleo, que es lo que los hondureños necesitamos”, señaló Larach.

La Prensa