Designan a ministro de Trabajo como coordinador del diálogo

Carlos Madero organizará mesas entre Gobierno y sectores, y además acompañará a facilitadores. Iglesias Católica y Evangélica nombrarán participantes en próximas horas.

El secretario de la Presidencia, Reynaldo Sánchez, anunció la designación de Carlos Madero como coordinador del diálogo nacional.
El secretario de la Presidencia, Reynaldo Sánchez, anunció la designación de Carlos Madero como coordinador del diálogo nacional.

Tegucigalpa, Honduras.

La responsabilidad para que dirija el proceso de diálogo entre el Gobierno y todos los sectores del país recayó en el ministro de Trabajo, Carlos Madero.

El presidente Juan Orlando Hernández lo designó ayer como el coordinador del diálogo nacional contra la impunidad y corrupción.

El funcionario fungirá además como acompañante de los facilitadores nacionales e internacionales que llegarán al país, nombrados por la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

La designación fue oficializada por el ministro de la Presidencia, Reinaldo Sánchez, quien reiteró la invitación para que todos los hondureños participen en el diálogo a través de las instancias que estimen convenientes.

El Gobierno ha llamado a todos los sectores a sentarse a la mesa ante los cuestionamientos de diferentes sectores de la oposición y el denominado Movimiento de Indignados, que demanda hacer más eficiente y transparente la aplicación de la justicia.

Piden la instalación de una Comisión Internacional Contra la Impunidad, la cual también podrá ser debatida en la mesa con todos los sectores.

El Gobierno aguarda la llegada de los facilitadores ofrecidos por la OEA y la ONU para garantizar el éxito del diálogo convocado por Hernández para discutir acciones que permitan hacer más eficiente el funcionamiento del sistema de justicia.

En las últimas horas, las Iglesias Católica y Evangélica también se comprometieron a designar personas para que participen como facilitares del proceso de diálogo.

La integración de los facilitadores nacionales e internacional dará paso al inicio de la segunda etapa del diálogo que comenzó la semana anterior el titular del Ejecutivo junto con los presidentes del Legislativo, Judicial y el fiscal general, Óscar Chinchilla.

En la primera etapa se ha expuesto a diferentes sectores la propuesta de creación del Sistema Integrado Hondureño de Combate a la Impunidad y Corrupción (SIHCIC) planteada por el Gobierno como punto de partida del gran diálogo nacional.

Ayer el presidente Hernández agradeció en Puerto Cortés la colaboración de la OEA, la ONU y las Iglesias Católica y Evangélica del país mediante la designación de facilitadores para el diálogo nacional.

Mesas

Tras la designación como coordinador del dialogo nacional, el secretario de Trabajo dijo que todos los sectores están invitados a dialogar sin condicionamiento alguno.

“Se constituirán tantas mesas como sean necesarias para abordar los temas específicos planteados por los sectores”, expresó Madero.

“El Presidente reitera su invitación a todos los hondureños a participar del diálogo nacional a través de las organizaciones sociales, empresariales y políticas”, sostuvo. Madero detalló los alcances de la propuesta del Gobierno de crear el SIHCIC. Reiteró que la propuesta plantea cinco componentes, siendo el primero una Unidad de Supervisión y Apoyo al Ministerio Público contra la Corrupción e Impunidad. Esta unidad estaría integrada por fiscales hondureños e internacionales de reconocido prestigio y comprobada experiencia.

La Prensa