En aldeas de Puerto Cortés hay 18,000 incomunicados por llenas

Los bajos de Baracoa, Ramal de Lima y Campana son sectores afectados Hay 12,000 personas en albergues.

Hasta hace dos días, los residentes de Baracoa pudieron ingresar a limpiar casas luego del descenso de las aguas.
Hasta hace dos días, los residentes de Baracoa pudieron ingresar a limpiar casas luego del descenso de las aguas.

Puerto Cortés, Honduras.

Por casi un mes, 18,000 habitantes de las partes bajas de Puerto Cortés han estado incomunicados por las inundaciones del río Chamelecón.

Carlos Corea, jefe del departamento de promoción social de la alcaldía porteña, informó que no hay acceso a más de 64 comunidades de los bajos de Baracoa, Chameleconcito y el Ramal de Lima desde el 5 de noviembre luego del inicio de Eta, y la saturación del manto freático impide el descenso de las aguas.

Cerca de 12,000 personas salieron de sus casas en estas comunidades antes de las llenas y se refugiaron en albergues y en casas de familiares.

LEA: Finaliza la temporada de huracanes y comienzan los frentes fríos

Debido a que no hay acceso, la Fuerza de Tarea Bravo Conjunto de Estados Unidos ha llevado alimentos a las personas aisladas en los puntos remotos, y donde se puede, personal de promoción social ha llevado agua y comida por medio de lanchas.

LA PRENSA hizo un recorrido en lancha por el río Chamelecón y canal de los Oros para llegar a la aldea Tapón de los Oros. Se constató que un centenar de manzanas de cultivos fue inundado en las colindancias del caudaloso río y hay múltiples roturas en los bordos. Por el canal de los Oros, que estaba seco desde hace más de dos décadas tras la creación de El Tapón, el agua del Chamelecón superó el bordo para mezclarse con las aguas del Ulúa.

AI Baracoa (19)(800x600)
Hasta hace dos días, los residentes de Baracoa pudieron ingresar a limpiar casas luego del descenso de las aguas.

Habitantes de esta comunidad regresaron ayer en lanchas para limpiar sus casas; pero esto representa un gran riesgo porque en varios puntos hay corrientes que amenazan con volcar las lanchas de motor cargadas con víveres y personas. El viaje en lancha por persona tiene un valor de L150 y si llevan víveres, se cobra más de mil, dependiendo del tamaño de la carga.

AI Baracoa (29)(800x600)
os bajos de Baracoa, Ramal de Lima y Chameleconcito siguen incomunicados por el desbordamiento del Chamelecón sobre las carreteras y campos de acceso.

En el centro de Baracoa, las llenas también hicieron estragos. En este sector, los equipos de servicios públicos en tres días de trabajo en la colonia López Bonilla de Baracoa Johnson ya han sacado 150 toneladas de escombros, electrodomésticos y desechos y esperan sacar otras 50 toneladas en los próximos días. “Este es un desastre completo. No habíamos podido ingresar”, dijo Nelson Velásquez, inspector de servicios públicos.

Economía

Las pérdidas económicas en las partes bajas de Puerto Cortés, zona netamente agrícola, son millonarias; sin embargo, la gerencia técnica de la alcaldía aún no ha podido calcular los daños porque no se ha podido ingresar y esperan que el agua baje, informó Cristian Alvarado, asistente de esa unidad.

La Prensa