Más noticias

Ya hay nombres y ubicaciones de sospechosos por muertes de aficionados en el Nacional

Jair Meza, portavoz de Seguridad, enfatizó que ya hay equipos de investigación validando las informaciones recibidas.

VER MÁS FOTOS
Momentos de pánico vivieron muchos aficionados que miraban caer a sus familias y amigos afectados por las bombas lacrimógenas.
Momentos de pánico vivieron muchos aficionados que miraban caer a sus familias y amigos afectados por las bombas lacrimógenas.

Tegucigalpa, Honduras.

Jair Meza, portavoz de la Secretaría de Seguridad, comentó a LA PRENSA este lunes que ya hay información sobre las personas que habrían participado en las cuatro muertes suscitadas en las afueras del estadio Nacional, escenario donde se iba a realizar el partido entre Olimpia y Motagua.

Arguyó que ahora solo resta validar los datos, pues existen bastantes comunicaciones de ciudadanos, así como nombres y ubicaciones de los posibles responsables.

Nombres de muertos en las afueras del estadio Nacional
El primero en expirar fue Carlos Fernando Alvarado Meza (28), residente en Comayagua, luego Jefferson Banegas, posteriormente Belis Antonio Baquedano Méndez (27), residente en colonia Villa Nueva y finalmente David Antonio Meza.

Meza considera que no se puede confirmar la existencia de maras y pandillas dentro de las barras de los equipos de fútbol, "de momento no podemos decir eso, hay que seguir un proceso investigativo para determinar si hay o no antisociales en las barras".

-A buscar una salida-

"Con los dueños de los equipos ya hay comunicaciones, con la Liga Nacional también habrán al más alto nivel para mejorar los aspectos de seguridad en los estadios. En tanto, con las barras, se ha acostumbrado a reunirse antes de cada partido, hay avances y no podemos desconocerlo, pero falta mucho trabajo por hacer, se necesita más tecnología, legislación, leyes en cuando a eventos deportivos y campañas de prevención".

350,000
lempiras
ofrece la Policía para quien de información de los responsables de las cuatro muertes en el clásico capitalino.

-Sobre el primer sospechoso detenido-

El uniformado informó que se está trabajando para conocer si el hombre detenido el pasado domingo está vinculado o no con lo ocurrido en el clásico capitalino entre Olimpia y Motagua, asimismo, se realizan las respectivas diligencias con las armas decomisadas para conocer si fueron utilizadas en el evento.

-Desde otro enfoque-

Después de conocer la cifra de muertos, heridos e imágenes divulgadas del conflicto vivido en las afueras y en el interior del estadio Nacional el pasado sábado, expertos consideran que llegó el momento de tomar medidas drásticas tanto a nivel futbolístico como de sociedad.

Nota relacionada: Asciende a cuatro los muertos tras disturbios en el estadio Nacional

Nery Ordóñez, abogado y criminólogo, dijo a LA PRENSA que "lo sucedido es el efecto de una cadena de acciones mediáticas a nivel de país, desde mi punto de vista, se debe hacer un estudio referente a las barras y tratar de identificar a sus miembros a través de un sistema, porque ya se tiene conocimiento que hay estructuras criminales involucradas".

nery.103(800x600)
Nery Ordóñez, criminólogo hondureño.

"Po la dinámica del hecho, me parece que todo fue circunstancial, sumado a los efectos alcohólicos y la situación mediática, como cuando se dio a conocer que habían atacado a los jugadores del Motagua dentro de su bus", agregó.

Para Ordóñez, a los miembros de maras y pandillas que llegan a los estadios con vestimenta de algún equipo de fútbol, no les importa si hay cámaras o no, pues ellos ya viven siendo perseguidos por la Policía por los diferentes delitos que han cometido.

melvin.103(800x600)
Melvin Servelló, dirigente de Olimpia.

Por su lado, Melvin Servellón, dirigente de la barra "Ultra Fiel" del Olimpia, expresó que "no hubo varios cordones de seguridad que considero eran necesarios, eso le dio libertad a la gente del Olimpia y Motagua para poder moverse".

Para Servellón, la Liga Nacional cometió un "grave error" al poner un partido como Olimpia y Motagua un día sábado y por la noche, "ningún clásico se juega así, no es posible que jóvenes mueran en instalaciones deportivas", concluyó.