Planean la conclusión de Corredor Turístico

Las autoridades de Invest-H tienen proyectado hacer una inversión de 980 millones de lempiras en la construcción de la carretera.

Vialidad. Los trabajos se irán ejecutando para rescatar la obra.
Vialidad. Los trabajos se irán ejecutando para rescatar la obra.

TEGUCIGALPA.

Los trabajos en el Corredor Turístico todavía están abandonados debido a los compromisos legales que debe cumplir el Gobierno con la empresa que manejaba la concesión y la definición de las obras a realizar.

Autoridades de Inversiones Estratégicas de Honduras (Invest-H) confirmaron que existe un plan de inversión, pero los equipos están trabajando en determinar las áreas prioritarias.

El Gobierno de Honduras está evaluando las próximas inversiones que se ejecutarán por medio de Invest-Honduras, cuyo equipo está determinando un plan de inversión por etapas para lograr la conectividad de todo el Corredor Turístico”, confirmaron las autoridades mediante correo electrónico.

Además
El contrato permitía a una concesionaria instalar peajes en el Corredor, con lo cual se financiarían las obras, pero en las protestas de finales del año pasado e inicios de este, los peajes fueron quemados y el Gobierno quedó obligado por el contrato a compensar económicamente al concesionario.

Las inversiones que tiene previsto hacer el Gobierno son de 40 millones de dólares, unos 980 millones de lempiras.

El Corredor Turístico une a la carretera CA-5 norte con El Progreso, Yoro; Tela y La Ceiba, Atlántida, pero su construcción fue suspendida debido a las protestas de las comunidades aledañas, por el impacto que tendría el pago del peaje.

Ahora el control del proyecto lo ha tomado el Gobierno por medio de Invest-H, desarrollando pequeñas inversiones para poder volver transitable la vía.

En lo que va del año se han invertido 15.4 millones de lempiras en obras de emergencia entre El Progreso y Tela.

Es considerada una obra fundamental, ya que de Atlántida y Colón se exportan productos como fruta de palma africana, entre otros.

La Prensa