Más noticias

Migración Honduras dice que interrogó, pero no retuvo a exfiscal de Guatemala

La exfiscal Thelma Aldana estuvo en el aeropuerto Toncontín de Tegucigalpa donde dijo que venía a un evento social.

Thelma Aldana, exfiscal de Guatemala.
Thelma Aldana, exfiscal de Guatemala.

Tegucigalpa, Honduras.

El Instituto Nacional de Migración de Honduras aceptó que interrogó, pero negó este viernes haber retenido de manera ilegal a la exfiscal general de Guatemala, Thelma Aldana, quien busca ser candidata presidencial pero tiene una orden de captura en su país.

El Instituto de Migración "niega rotundamente que a la señora Aldana se le haya retenido ilegalmente y que haya participado en su interrogatorio personal no acreditado de las autoridades hondureñas", dijo su directora, Carolina Menjívar, en una rueda de prensa.

Explicó que "se activó el protocolo especial de verificación y revisión en el sistema de Interpol" luego del arribo de Aldana a Honduras, para constatar "la existencia de alertas internacionales" contra ella, pero no dijo las razones de este procedimiento.

Oficiales de migración de Honduras interrogaron a Aldana en las áreas físicas establecidas en el Aeropuerto Toncontín, de la capital hondureña, para entrevistas migratorias.




A la ex jefa del Ministerio Público de Guatemala, según Menjívar, se le requirieron "sus documentos de viaje como a todo viajero que transita por el país", con el fin de registrar sus datos y motivo de viaje.

Sin embargo, aseguró que los documentos "le fueron devueltos" a Aldana "una vez terminado su proceso migratorio" en el Aeropuerto Toncontín.

No tiene alerta internacional

Menjívar indicó que "existe inconsistencia en la información brindada" por la exfiscal y sus acompañantes, José Carlos Marroquín y Porfirio de Jesús Chicas, con relación al motivo de su visita a Honduras.

"Una vez verificada la información se descartó la no existencia de alerta internacional contra la señora Aldana ni razones que impidan su ingreso legal a Honduras", por lo que se "autorizó" su entrada al territorio.

No obstante, la exfiscal de Guatemala "decidió voluntariamente retornar con sus acompañantes a la República de El Salvador" en un vuelo privado, enfatizó Menjívar.

Aldana, quien tiene en Guatemala una orden de captura que ella considera ilegal, denunció el jueves haber sido retenida en Honduras por "supuestos funcionarios" que le hicieron interrogatorios "ilegales".

La exfiscal, que intenta inscribirse como aspirante a la primera magistratura del país por el partido político Movimiento Semilla, dijo en sus redes sociales que fue retenida e interrogada por más de dos horas y media, a pesar de que les comunicó que tiene medidas especiales de protección giradas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

"Los presuntos funcionarios, quienes en todo momento ocultaron sus nombres e identificaciones oficiales, me pidieron que yo declarara que voluntariamente decidí no entrar a Honduras", señaló.

Aseguró además que durante el interrogatorio ingresaron a la sala donde estaba "un grupo de personas armadas no identificadas, incluyendo dos funcionarios de Interpol", que no explicaron "la razón de su presencia" aunque era "evidente su interés intimidatorio", lo que rechazó el Instituto hondureño de Migración.

El personal del Instituto de Migración que entrevistó a Aldana es "debidamente acreditado" y "no porta armas de ningún tipo", y durante el proceso la exfiscal estuvo "cómoda y segura", según la institución hondureña.

La ex jefa del Ministerio Público agregó que ante su insistencia de pedir una explicación y la advertencia de que denunciaría todo lo sucedido a la comunidad internacional, los funcionarios, en un gesto de "nerviosismo", le pidieron disculpas, aunque tardaron en devolverle los documentos personales para poder regresar a El Salvador en el vuelo privado que había contratado.

Aldana comandó como fiscal, junto con la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), una férrea lucha anticorrupción desde 2015 en los tres poderes del Estado, en la que desarticularon más de una docena de casos que involucraban a altos funcionarios y políticos, incluidos el hijo y hermano del actual mandatario, Jimmy Morales.

En marzo un juez de Guatemala emitió una orden de captura en su contra por supuestamente haber cometido los delitos de "peculado por sustracción en forma continuada, falsedad ideológica y casos especiales de defraudación tributaria".

Este mes fue rechazada la candidatura a la Presidencia para las elecciones de junio de la exfiscal, quien anunció que apelará ante la Corte de Constitucionalidad. EFE