VIDEO: El testimonio en vida de una sonriente guerrera llamada Ninoska

La pastora Ninoska de Ponce contó su testimonio en mayo de 2018 en Estados Unidos.

VER MÁS FOTOS
La pastora Ninoska junto a su esposo, el  pastor y líder de la iglesia de Cristo Ebenezer en Honduras, Germán Ponce.
La pastora Ninoska junto a su esposo, el pastor y líder de la iglesia de Cristo Ebenezer en Honduras, Germán Ponce.

Redacción.

Más de 5 años padeciendo de cáncer no derrotaron la sonrisa de la pastora Ninoska de Ponce, quien murió este sábado (23 de marzo de 2019), quizás el legado que deja entre los suyos y extraños es ese deseo de alabar a Dios a pesar de la prueba.

Aunque la iglesia de Cristo Ebenezer liderada en Honduras por el pastor Germán Ponce guardó prudencia ante la enfermedad de su amada esposa, en una oportunidad, Ninoska compartió el proceso que vivió con esta enfermedad.

Fue precisamente en mayo de 2018 cuando la pastora Ninoska dio su testimonio del duro proceso que afrontó con el cáncer, esta conferencia se realizó en California, EEUU llamado: retiro de damas.

La pastora Ninoska comenzó su fuerte testimonio con un "Hay que tener actitud ante la dificultad".

Una de las virtudes de la pastora Ninoska siempre fue su sonrisa y gracia para contar las cosas, este día fue un monologo alegre pero con cada palabra llena de enseñanza y dolor.

"No hay peor cosa que ver una mujer con cara de limón aunque realmente este pasando por un momento dificil", dijo en la pastora en esa conferencia.

La pastora indicó en ese momento que con el trato que había tenido, necesitaba gozarse lo que tenía y no lo que no tenía.

"Nosotros venimos a este lugar para veamos que la vida no siempre nos ríe a carcajadas, pero nosotros tenemos que hacer que la vida valga la pena", expresó en la conferencia.

Uno de las situaciones más difíciles del testimonio fue cuando la pastora comentó que la quimioterapia le había dormido un muslo desde hace tres años, un pie también.

"Es tan difícil es darle pie a esta enfermedad, mis intestinos ya no funcionaban bien desde las últimas radiaciones, los dos riñones tienen catéteres; sin embargo, bendito sea Dios porque tengo otras cosas...".

El mensaje que la pastora Ninoska quiso dejar en esta conferencia es "De no tratar de ser una guerrera por tus propias fuerzas, sino que estés sostenida por Dios en el proceso".

En todo su testimonio habló acerca de sonreirle a la vida, "Por lo común le sonreímos a la vida cuando ya no tenemos mucho para vivir", uno de los poderosos mensajes de su conferencia.

"En 2017 me dijeron que tenía solo un 20% de sobrevivir, y eso me pegó, como si me hubiera golpeado por dentro", fue uno de los puntos impactantes del testimonio.

De esa noticia, la pastora Ninoska invitó a las personas que "seleccionar las cosas que quieres oír", esas te quitan la fuerza en el proceso.

Ninoska de Ponce comentó que durante sus 27 radiaciones, lloró al ser tocada por Dios, ella le decía "Qué tengo yo para que me permitas (Dios) hacer estas radiaciones, cuando en mi país una persona espera varios meses para realizarse una o dos".



El gran mensaje que la Pastora Ninoska nos dejó es no dejar que ninguna noticia los atemorice, porque Dios va a escribir una nueva historia en todo proceso.

El pastor Germán Ponce indicó que su amada esposa vivió durante 5 años y medio luchando con el cáncer, "En los últimos seis meses Ninoska se preparó para este día, y hasta sus últimos días sonrió y alabó a Dios", dijo el pastor mientras la despedía en el cementerio Jardines del Recuerdo de San Pedro Sula.

La Prensa