Más noticias

"Hay que quedar bien con Dios y no con el diablo": Pastor sobre matrimonio del mismo sexo en Honduras

El pasado miércoles la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia admitió un nuevo recurso para anular la prohibición vigente sobre este tipo de unión.

En noviembre del 2018 se declaró inadmisible un primer recurso presentado por 'falta de legitimación'. Imagen de archivo.
En noviembre del 2018 se declaró inadmisible un primer recurso presentado por 'falta de legitimación'. Imagen de archivo.

Tegucigalpa, Honduras.

Un grupo de pastores evángelicos acudió esta mañana a la Corte Suprema de Justicia (CSJ) en Tegucigalpa. Los religiosos se reunirán con los magistrados con el objetivo de frenar la aprobación del matrimonio del mismo sexo en Honduras.

"Las consecuencias son funestas. La historia registra que hay una manifestación de la ira de Dios cuando una población se va a los extremos (...) ciudades fueron castigadas en todos los aspectos de la sociedad. Nosotros queremos evitarle a Honduras eso, porque Dios es real, Dios existe, no es un mito, es un ser vivo y él tiene un código de ética y de moral que se llama su palabra (La Biblia), a la cual el ser humano debe respetar", indicó el pastor Orlando Medina a los medios de comunicación.

Mario Tomás Barahona, otro religioso, señaló: " Honduras es una nación de familia, y estos magistrados tienen familia. No creo que sean sin familia, tienen hijos y tienen que cuidarlos. No se van a exponer a que toda la sociedad los juzgue y que Dios los juzgue a ellos. Hay que quedar bien con Dios y no con el Diablo".

LEA: Nueva polémica causa recurso a favor del matrimonio gay-LGTB

El pasado miércoles la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia admitió un nuevo recurso para anular la prohibición vigente sobre este tipo de unión.

El escrito fue presentando por la comunidad gay, Arcoíris de Honduras, quien solicita la inconstitucionalidad de los decretos legislativos 176-2004 y 35-2013 que reforman al artículo 112 de la Constitución de la República, donde se expresa claramente que "se prohíbe el matrimonio y la unión de hecho entre personas del mismo sexo. Los matrimonios o uniones de hecho entre personas del mismo sexo celebrados o reconocidos bajo las leyes de otros países no tendrán validez en Honduras".

En noviembre del 2018 se declaró inadmisible un primer recurso presentado por "falta de legitimación", no obstante, la ley permite que esta se vuelva a presentar; por lo tanto, representantes de la comunidad Arcoiris Honduras manifestaron que esperan la respuesta positiva de parte de la Corte en los próximos días.