Más noticias

Plantas de tratamiento, la gran deuda en los 18 años de concesión

La cobertura está bien calificada, pero hay problemas en la medición y el desperdicio sigue. Expertos critican el distanciamiento entre la administración municipal y la concesionaria

En el río Chamelecón la contaminación es grande y sigue recibiendo las aguas residuales a diario. fotos melvin cubas
En el río Chamelecón la contaminación es grande y sigue recibiendo las aguas residuales a diario. fotos melvin cubas

San Pedro Sula, Honduras

La concesionaria Aguas de San Pedro cumplió 18 años de manejar el agua en San Pedro Sula.

Cobertura
Son alrededor de 350,000 vecinos que serán beneficiados con este proyecto y el mismo abarcaría los sectores centro y norte.

La cobertura de agua potable es casi del 100%, pese al desperdicio y la falta de medición en algunos sectores. No obstante, el gran reto es el plan maestro de alcantarillado sanitario, que incluye la construcción de las plantas de tratamiento de aguas residuales.

Las opiniones en San Pedro Sula son encontradas, pero se reconoce que no hay escasez de agua.

En los últimos tiempos ha sido muy evidente el distanciamiento entre las administraciones municipales y la concesionaria, lo que ha influido en que ambas partes no estén cumpliendo el contrato de concesión.

El presidente de la comisión de transparencia, German Pérez, afirmó que el distanciamiento entre la concesionaria Aguas de San Pedro con las últimas administraciones es uno de los grandes problemas para que el contrato se cumpla al 100%, y eso es evidente.

“Entendemos que la concesionaria presentó un plan maestro de alcantarillado sanitario, pero no ha sido aprobado y ha repercutido en que las plantas de tratamiento no estén construidas”, dice. Pérez considera positivo que se asegure el agua para los próximos años, aun y cuando el 75% de agua que se consume es subterránea.

Por su parte, el exalcalde Roberto Larios Silva quien fue el que firmó el contrato de concesión, opina que a su juicio se han cumplido las expectativas trazadas en su época porque la ciudad tiene agua las 24 horas, y la mitad de la población tiene agua potable.

“Lo único que no se ha cumplido es lo de las plantas de tratamiento de aguas residuales y hasta ahorita se está sacando la precalificación de la licitación de la planta de Chotepe que es la más grande”, dijo.

Fondos
Se invertirán en el sector sur de la ciudad 60 millones de dólares para la construcción de plantas de tratamiento en una primera fase.

Larios Silva recordó que él firmó la concesión cuando San Pedro Sula tenía 600,000 habitantes “y hoy hay más de un millón y todos tenemos agua”, asegura.

El presidente de la Fundación para el Desarrollo del Valle de Sula, Martín Mayorquín, considera que hay una gran deuda con la ciudad y es en el tema de saneamiento .

“Nosotros consideramos que la ciudad no tiene problemas de abastecimiento, pero es necesario también tratar las aguas residuales. Está claro que ha existido incumplimiento del contrato de ambas partes”, dijo. Explicó que el desperdicio y la falta de medición siguen siendo un problema.