Más noticias

Honduras busca incluir la figura del traductor en los procesos penales

Con apoyo de Usaid, Odeco, MP y el Poder Judicial se está preparando a líderes garífunas

Por la falta de un intérprete se han dado casos en los que se ha dado un indebido proceso en los tribunales.
Por la falta de un intérprete se han dado casos en los que se ha dado un indebido proceso en los tribunales.

La Ceiba, Atlántida.

La figura del traductor ha sido una omisión por años en los procesos penales de Honduras, pero ahora el Estado está tratando de enmendarlo en el sistema judicial y otras dependencias.

Con apoyo del programa Unidos por la Justicia, financiado por la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid), y la gestión de la Organización de Desarrollo Étnico Comunitario (Odeco), Fiscalía y el Poder Judicial, se dieron los primeros pasos para establecer un currículo para capacitar a los traductores para el sistema judicial de Honduras.

Es responsabilidad del Estado hondureño facilitar un intérprete a los acusados, si lo necesitan, no solo en los procesos penales, también en otras instancias. Con este proyecto, por primera vez Honduras asume esta responsabilidad que ha iniciado la etnia garífuna.

Por la falta de esta figura, la Corte Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH) ha condenado a Honduras, “precisamente porque ha habido esa omisión en procesos penales donde no hay intérpretes que puedan explicarle al juez o a la persona imputada cuál es el delito por el se le esta procesando. Cuáles son sus derechos, incluso, la CIDH señala que hasta en nivel de consulado una persona tiene derecho a ser asistida por un intérprete para que le explique cuál es su situación legal”, explicó Rubenia Galeano, magistrada de la Corte II de Apelaciones de La Ceiba.

Iniciativa.

Odeco ha asumido esta responsabilidad de capacitar a líderes de las comunidades garífunas, además de la participación de fiscales y jueces. “Y en ese sentido hay un compromiso del Poder Judicial”, recalcó Galeano.

“Ya es un mandato del país, que al momento de ser requerida una persona pueda contar con el apoyo de un traductor si lo necesita”, dijo Jefry Cacho, coordinador de proyecto de Odeco.

En este proceso se está preparando a profesionales del Derecho y también líderes comunitarios de Cortés, Atlántida, Colón y Francisco Morazán. “Es importante que la persona pueda conocer en su propia lengua sobre lo que se le acusa y que tenga claridad, es un derecho humano que ya está plasmado en los convenios internacionales”, afirmó Cacho.

“Hay personas de nuestras comunidades que son acusadas y cuando llegan a los juzgados no tienen quien les traduzca y no entienden lo que les dicen para poder defenderse”, mencionó Daysi Ramírez, coordinadora municipal de Desrrollo Etnico de la alcaldía de La Ceiba.