Más noticias

Abogado asesinado frente a CSJ interpuso denuncia ante el Conadeh

Reynaldo Barahona junto a otros profesionales del derecho temían por su vida desde hace algunos años.

El abogado Reynaldo Barahona murió acribillado a balazos este lunes.
El abogado Reynaldo Barahona murió acribillado a balazos este lunes.

Tegucigalpa, Honduras.

El abogado Reynaldo Barahona temía por su vida. Él y un grupo de profesionales del derecho interpusieron una denuncia ante el Comité Nacional de Derechos Humanos (Conadeh) debido a que sospechaban que querían quitarles la vida debido al ejercicio de su profesión.

En la denuncia que fue interpuesta en febrero de 2017 figuran los nombres de Barahona, Óscar Adán Cálix y Martín Burdet, entre otros.

Unos 153 abogados han sido asesinados en Honduras entre 2002 y lo que va de 2018, y el 90 % de los casos están impunes, dijo hoy el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, que además condenó el asesinato este lunes del abogado Reynaldo Barahona.

Alrededor de 130 de los casos se registraron en la última década, indicó el informe.

Señaló que le preocupa el nivel de impunidad que rodea estos casos, ya que ello "impide que se conozcan las causas" de esos crímenes.

El organismo de Derechos Humanos condenó la muerte violenta este lunes del abogado Reynaldo Barahona, quien fue atacado por hombres que llevaban chalecos antibalas y emplearon fusiles.

Barahona, quien hace dos años había solicitado protección a las autoridades, fue asesinado mientras desayunaba en un comedor en las inmediaciones de la Corte Suprema de Justicia y la Casa Presidencial, en Tegucigalpa, donde prevalece la presencia de policías y militares.

El ente estatal hondureño hizo un llamado a las autoridades a establecer mecanismos efectivos de seguridad que permitan fortalecer la protección del derecho a la vida en el país.

"Es urgente que las autoridades hondureñas establezcan mecanismos de seguridad que permitan salvaguardar la integridad física y la vida de los profesionales del derecho y sus familiares", subrayó.

Resaltó además la importancia de fortalecer la investigación y lograr una mejor coordinación entre los operadores de justicia para "reducir drásticamente el alto nivel de impunidad" en el país centroamericano.

Más del 70 % de los crímenes de abogados se registran en los departamentos de Francisco Morazán y Cortés, las zonas más pobladas del país.

Según el Comisionado Nacional de Derechos Humanos, más del 90 % de los abogados fueron asesinados con arma de fuego.

Además, indica que entre los 153 abogados asesinados figuran especialistas en derecho penal y mercantil, fiscales del Ministerio Público, jueces de la niñez y defensores de organizaciones campesinas, entre otros. EFE