Comitiva de EE UU recorre el país para apoyar a migrantes bajo TPS

James McGovern, congresista por Massachusetts, dijo que luchan por la extensión del beneficio y que argumentan la seria necesidad que tienen los hondureños de seguir en su país

 La delegación de norteamericanos sostuvo reuniones en San Pedro Sula, La Ceiba y El Progreso.
La delegación de norteamericanos sostuvo reuniones en San Pedro Sula, La Ceiba y El Progreso.

Tegucigalpa, Honduras

Una delegación integrada por James McGovern, congresista por Massachusetts, y Joseph Curtatone, alcalde de la ciudad santuario de Somerville, en el mismo estado, además de defensores de inmigrantes y expertos legales, visitan Honduras y El Salvador desde el 12 de agosto.

La comitiva ayer tuvo reuniones con organizaciones que apoyan a los migrantes en San Pedro Sula, interesados en colaborar con la defensa legal de los centroamericanos que solicitan asilo y a los beneficiarios del Estatus de Protección Temporal (TPS) en los Estados Unidos.

56
mil hondureños amparados bajo el TPS están en incertidumbre. Tienen 18 meses para legalizar su situación en Estados Unidos.

Las organizaciones Alianza Américas, Centro Presente y el Comité de Abogados por los Derechos Civiles y la Justicia Económica que acompañan la delegación promueven en Estados Unidos una demanda contra la administración de Donald Trump por la cancelación del TPS para Honduras, El Salvador y Haití.

“La delegación recorrerá San Pedro Sula, Tegucigalpa y San Salvador. Son las ciudades afectadas por la violencia, la pobreza y la impunidad. Las actividades programadas incluyen reuniones con funcionarios de los Gobiernos, representantes de las embajadas de los Estados Unidos y encuentros con actores locales de la sociedad civil”, explicó Óscar Chacón, director ejecutivo de Alianza Américas.

Para hoy se programó una conferencia de prensa en Tegucigalpa, donde la delegación expondrá el trabajo que realizan en pro de los migrantes, el escenario que ven en Honduras y los alcances de la visita en el país.

JF tps2 140818(800x600)
Buscan dar apoyo legal y legislativo a hondureños bajo el TPS y los que solicitan asilo.

La gira

La visita busca crear conciencia sobre las condiciones que impulsan la migración desde la región y las consecuencias negativas que esperan para los aproximadamente 250 mil beneficiarios del TPS en los tres países si son deportados cuando finalice el programa de protección previsto para 2019.

“Esta es la segunda gira que Alianza Américas, Centro Presente y el Comité de Abogados realizan por Honduras y El Salvador. La visita en mayo de 2017 permitió un revelador informe que detalla la violencia y pobreza que afecta a la región y que exige protección para los beneficiarios del TPS, que podrían ser deportados a estos países, y para las personas que huyen de la región y buscan protección humanitaria en los Estados Unidos”, dijo Hazel Contreras, coordinadora regional de Alianza Américas.

La actividad; además, busca proteger las ciudades santuario y bloquear arrestos que realiza Inmigración en los juzgados cuando acuden a las audiencias los migrantes.

Esperanzas. Jim Mcgovern afirmó que hay preocupación por la cancelación del TPS a los centroamericanos. “Estamos preocupados por la situación de los hondureños acogidos bajo el TPS, son los que sostienen la economía, y es necesario hacer algo para revertir la medida. No puede haber familias separadas. Hemos conocido historias desgarradoras en el país”, dijo el congresista.

Asegurar la extensión del TPS es para los miembros de la misión una prioridad, y lucharán por conseguirla; asimismo, divulgarán la historia de los hondureños que han sido deportados”, aseguró.

“Ayudaremos a que tengan un futuro mejor, y ese futuro es proteger a los migrantes que vienen a Estados Unidos. Es necesario parar la corrupción y las maras y pandillas. Los migrantes no están llegando a Estados unidos porque no tienen que hacer, sino porque están siendo amenazados”, apuntó el congresista.

Demandas contra Trump

Grupos de inmigrantes entablaron una demanda contra el gobierno del presidente Donald Trump por su decisión de poner fin al estatus de protección temporal para inmigrantes porque se basa en el racismo, expresaron.