Este mes finaliza La Niña e inicia buen clima para el agro

Según expertos, tras que acabe el fenómeno habrá condiciones climáticas neutrales en el país. La temporada lluviosa comienza en mayo y terminará entre octubre y noviembre.

Los pronósticos indican que habrán unas condiciones climáticas favorables para el sector productivo del país.
Los pronósticos indican que habrán unas condiciones climáticas favorables para el sector productivo del país.

San Pedro Sula, Honduras

El fenómeno de La Niña, que actualmente está afectando el clima de Honduras, terminará este mes, lo cual dejará condiciones favorables para el sector del agro.

Según los pronósticos elaborados por expertos y la última tecnología de análisis climático, tras el final del fenómeno de La Niña, en el país se mantendrán condiciones de clima neutras.

Esto beneficiará a los sectores productivos del país que en los últimos años han sufrido pérdidas tanto por el fenómeno de El Niño como por el de La Niña, que han provocado escasez o exceso de lluvias.

Dato
El fenómeno de La Niña provocó que hubiese pocos frentes fríos a finales de 2017 e inicio de este año, según el Centro Nacional de Estudios Atmosféricos, Oceanográficos y Sísmicos (Cenaos) de Copeco.

“En este momento el país está bajo los efectos del fenómeno de La Niña; pero de acuerdo con lo que dicen los pronósticos, terminaría este mes y pasaríamos a tener condiciones neutras, las cuales se mantendrán prácticamente por el resto del año”, expresó Francisco Argeñal, jefe de meteorología del Centro Nacional de Estudios Atmosféricos, Oceanográficos y Sísmicos (Cenaos) de Copeco.

LC niña 060418(800x600)

Esperanza para el agro

Según dio a conocer el experto, las condiciones climáticas neutras significa que no habría ni fenómeno de La Niña ni del Niño afectando al territorio hondureño.

“Cuando tenemos condiciones promedio, o sea neutras, son buenas para la agricultura porque son muy pocas, bastante bajas, las posibilidades de tener exceso de lluvias o la falta de ellas”, explicó.

Argeñal dio a conocer que lo que más afecta a Honduras es el comportamiento del océano Pacífico central, pues si este se calienta, o sea, se presenta el fenómeno de El Niño, crea sequías, y si es el fenómeno de La Niña porque provoca muchos ciclones.

Según pronósticos, en abril habrá chubascos en el centro, noroccidente y sur del país y lluvias de entre 30 y 40 milímetros como máximo.

CP Fenomeno 070418 (2)(800x600)
El sector agro del país espera que haya un clima ideal para la producción.

Lluvias y ciclones

Según los informes que tiene Cenaos, la temporada lluviosa comenzará del 5 al 10 de mayo en la zona sur y suroccidente.

En Tegucigalpa y el centro del país se iniciará del 10 al 15 de mayo .

Después del 20 de mayo empezará la temporada lluviosa en oriente.

En Olancho y El Paraíso se estima que comezará a finales de mayo.

En el valle de Sula y el litoral del Caribe, la temporada lluviosa empezaría en la primera semana de junio.

Se pronostica que la temporada lluviosa terminará entre finales de octubre y la primera semana de noviembre.

“Se espera que la temporada lluviosa sea muy parecida al promedio, excepto en algunas regiones del sur del país, de El Paraíso y de Francisco Morazán, donde podría haber una canícula un poco adelantada y que duraría un mes, que empezaría a principios de julio y terminaría a principios de agosto”, declaró Argeñal.

Agregó: “Los pronósticos ya los estamos socializando con las autoridades y les estamos informando que el inicio de la temporada lluviosa estará dentro del promedio”.

Emérito Bobadilla, productor de la zona sur del país, indicó que “tenemos la fe en Dios que este año el clima sea favorable para nuestros cultivos. La verdadera solución sería tecnificar a todo el sector agro, para no depender de si llueve o no”.

Según Cenaos, la temporada ciclónica del Pacífico empieza el 15 de mayo y la del Atlántico el 1 de junio, y las dos terminan el 30 de noviembre.

Iniciativa. Por fenómenos climáticos como El Niño o La Niña en los últimos años se han perdido cosechas y en sequías extremas, como en 2015, incluso animales, como ganado, murieron por la sequía en Honduras, lo cual puso en riesgo la seguridad alimentaria del país y dejó pérdidas millonarias.

Ante lo impredecible que puede ser el clima, la Organización de la Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) y la Unión Europea han puesto en marcha, para ayudar al país, el programa de Impacto, resiliencia, sostenibilidad y transformación de la seguridad alimentaria y nutricional (First).

Gherda Barreto, oficial de políticas del programa en Honduras, explicó que el First enfoca sus acciones en el fortalecimiento de los marcos de políticas y programas sectoriales e intersectoriales, de capacidades humanas y organizativas, y de la gobernanza inclusiva.

José Lino Pacheco, director de la Unidad Técnica de Seguridad Alimentaria (Utsan), adscrita a la Secretaría de Coordinación General de Gobierno, dijo: “A través del First hemos trabajado con diferentes actores claves, vinculados a la seguridad alimentaria nutricional para articular y coordinar la implementación de la política pública, obteniendo como resultado la construcción de un plan de acción nacional con atención diferenciada a los grupos vulnerables.

La Prensa