Unos 400 hondureños han sido rescatados de redes en México

Organizaciones de apoyo a migrantes los han salvado de grupos dedicados al crimen organizado, redes de trata de personas y bandas que los secuestran para cobrar extorsión

Miles siguen intentando llegar a EUA.
Miles siguen intentando llegar a EUA.

Tegucigalpa, Honduras

Veracruz, Jalisco y Tamaulipas, en México, son los puntos adonde más están rescatando a migrantes centroamericanos.

Los indocumentados, en su mayoría, son las víctimas de redes de trata de personas, maras y grupos criminales que están al acecho a lo largo de la ruta migratoria en ese país.

La Pastoral de Movilidad Humana reportó el rescate de 600 centroamericanos en enero de este año y un 65% de ellos (390) eran hondureños.

“Es un holocausto el que viven las personas migrantes en su recorrido por México. Son miles de desaparecidos. Los migrantes están pasando un momento difícil, vivimos un verdadero holocausto. Lo que está pasando con los migrantes tiene dimensiones que la gente no está viendo. Pronto verán la magnitud de este exterminio humano que ha sido el tránsito en México”, dijo el padre Alejandro Solalinde, director de la Casa del Migrante Hermanos en el Camino, en Ixtepec, Oaxaca.

Maltratados

Los hondureños han sido encontrados hacinados en camiones de carga, sin agua ni comida.

Otros son hallados en camionetas, y la gran mayoría en casas de seguridad adonde los mantienen en cautiverio, mientras los criminales negocian un rescate con sus familias.

“Somos testigos de la cantidad de contenedores (rastras) que están deteniendo en territorio mexicano y la mayoría de inmigrantes que llevan ocultos son hondureños.

En los datos que nos ha dado el Instituto Nacional de Migración de México, por ejemplo, en enero detuvieron un tráiler de hondureños en Matamoros, Tamaulipas.

Al inicio se informó de 86 hondureños, pero oficialmente fueron notificados como hondureños 66”, explicó Liza Medrano, directora de Protección al Migrante en Honduras.

Brindan ayuda. La red consular de Honduras en México y Estados Unidos está trabajando para atender a los hondureños que están siendo víctimas de las redes de trata y de tráfico de personas.

“Es una problemática que se trabaja desde el Gobierno, de manera regional, y se coordina tanto con las Policías Federales e Interpol de Honduras para desarticular esas bandas de traficantes de personas”, dijo Medrano.

En Veracruz, hace una semana, el Instituto Nacional de Migración de México rescató a 53 migrantes en el municipio de Agua Dulce. Eran de Guatemala y entre ellos había 13 menores de edad. En Jalisco se rescató a 100 migrantes, 97 eran guatemaltecos y tres hondureños, en ese grupo viajaban 41 menores.

Pero un operativo del Ejército Mexicano en Matamoros, Tamaulipas, apoyado por elementos de la Coordinación Estatal Antisecuestros y la Procuraduría General de Justicia de Tamaulipas (PGJT), localizó a 229 migrantes en seis casas de seguridad, 126 de ellos eran hondureños. Fueron seis personas capturadas a las que se les acusó de tráfico de personas.

JG Migrantes rescatados(800x600)

Deportados

Hasta el 9 de febrero de este año, la Dirección de Protección al Migrante en Honduras tenía un recuento de 6,049 hondureños que fueron retornados, de los cuales 2,279 son de Estados Unidos y 3,762 de México. De otros países de Centroamérica se registran siete y de Europa uno.

Los hondureños que son deportados son recibidos en los tres Centros de Atención al Migrante Retornado (CAMR) en Honduras, adonde se le hace una primera atención para su reinserción.

Pero las estadísticas que maneja la Dirección de Protección al Migrante revelan que solo en enero de 2018 se recibieron 4,255 hondureños y en 2017 4,104, lo que representa un incremento de 3.7%. “Ese incremento se debe a que en diciembre hubo dos semanas que no hubo vuelos ni conducciones de retornados por las condiciones que había en el país.

El incremento es mínimo con relación a los que no pudieron retornar el año pasado”, dijo Medrano.

México concedió 4,000 asilos a migrantes en 2017

El informe Forzados a huir del Triángulo Norte de Centroamérica revela que solo en 2016, México concedió asilo a cuatro mil personas de El Salvador, Honduras y Guatemala y expulsó ese mismo año a 141,990 migrantes de estos tres países.

La Agencia de la Organizción de Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) reportó que a finales de 2015 98,923 personas del Triángulo Norte de Centroamérica habían presentado una solicitud de refugio o asilo, pero de todas esas solicitudes solo fueron concedidos 9,401.
Los centroamericanos buscan en México oportunidades que les den acceso a la atención médica, el asilo representa la oportunidad para ellos y es un mecanismo de protegerse de la violencia que viven en la ruta.

Tanto las fuerzas de seguridad estatal como los grupos criminales los acosan, los torturan y les aplican otras formas de violencia extrema.

La mayoría de los que enfrentan la violencia aseguran que fueron secuestrados, golpeados repetidamente durante días, o incluso semanas.

La Prensa