Advierten sobre inminente final del TPS y Daca

Congresistas de Estados Unidos advierten la cancelación del programa que beneficia a Honduras, El Salvador y Nicaragua.

El secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Kelly, durante una visita a México.
El secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Kelly, durante una visita a México.

Estados Unidos

El congresista republicano de Illinois, Luis Gutiérrez, señaló que en las últimas horas el secretario de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Jonh Kelly, dejó entrever la posibilidad de no renovar el TPS que beneficia a unos 60 mil hondureños y otra cantidad de inmigrantes salvadoreños y nicaragüenses.

"Nosotros -el Caucus demócrata hispano- nos reunimos -a puertas cerradas- con el secretario del Departamento de Seguridad Nacional (DHS), John Kelly, el día de ayer. Quiero ser claro y sin ser alarmista: el secretario Kelly nos dio claras indicaciones que él va a eliminar el programa de TPS que impactará a miles de hondureños, salvadoreños y nicaragüenses", recalcó Gutiérrez en una entrevista con Univisión.

El congresista agregó que “ya -el Gobierno de EUA- le dio la notificación a 57,000 haitianos, quienes tienen seis meses para poner sus cosas en orden y regresar a Haití”, apuntó. “Y claramente -Kelly- tiene los ojos en los otros TPS”.

En meses anteriores, Kelly explicó que su país analiza la no prolongación del TPS ya que el mismo “es solo en casos de emergencia y de forma temporal” y no debe entenderse como un beneficio hasta que “todos los ciudadanos de un país sean ricos y vivan felices”.

Kelly reiteró que el TPS se creó solo para permitirle a los migrantes de Honduras, El Salvador, Nicaragua y Haití quedarse por “un corto periodo de tiempo por alguna situación y la situación no es económica. Es usualmente un desastre natural".

El TPS fue aprobado para los hondureños y nicaragüenses luego del desastre ocasionado por el huracán Mitch, en 1998, y para los salvadoreños luego de tres terremotos que afectaron ese país centroamericano.

El congresista republicano advirtió además que las medidas migratorias también afectarán a unos 800 mil “dreamers”, ya que “ellos tienen hoy un estatus de legalidad en este país que claramente están en peligro, más grande que antes”, por las nuevas regulaciones que se podrían implementar.

Las declaraciones llegan a pocas horas de que el Gobierno de Honduras solicite el sábado ante Estados Unidos la prolongación del TPS, el cual vence en 5 de enero de 2018.

“No hay que especular, primero debemos ver qué pasa con la determinación”, dijo el ministro Wilfredo Cerrato en relación a una posible determinación negativa.

Serrato señaló que ante una posible negativa se tendría que ver cómo sería el retorno de los compartiotas que estaban cobijados bajo el TPS y agregó que desde el punto de vista económico se tendría que analizar el efecto en la remesas, aunque destacó que el país tiene reservas suficientes para afrontar la situación, así como inversiones previstas en rubros estratégicos.

"Tenemos casi seis de reservas y tenemos un repunte en la exportación de café y maquila, así como varias invesiones fuertes", especialmente en la zona norte.

La Prensa