JOH urge reformas para castigar amenazas de extorsión

El mandatario hondureño compareció esta tarde en Casa Presidencial y se ha referido a varios temas.

El Presidente Juan Orlando Hernández esta tarde al comparecer en Casa Presidencial.
El Presidente Juan Orlando Hernández esta tarde al comparecer en Casa Presidencial.

Tegucigalpa, Honduras.

El presidente Juan Orlando Hernández compareció esta tarde en Casa Presidencial y reiteró que se deben hacer las reformas al Código Penal para poder castigar a quienes cometen delitos que atentan contra la vida de las personas.

El Congreso Nacional se apresta a revisar las reformas que han sido consultadas ya por el Poder Ejecutivo y la Corte Suprema de Justicia. Entre las propuestas está el decreto para los delitos de extorsión y asociación ilícita.

"Si alguien por ejemplo redacta en un papel una amenaza de muerte, envuelve un proyectil y la manda a una pulpería o una empresa ¿causa o no un daño? si causa un daño tenemos que tomar acciones", dijo al cuestional que actualmente por considerarse que no se ha consumado el delito de extorsióno se procede.

También dijo que se debe debatir sobre la protección de los policías o militares que se enfrentan con delincuentes y corren el riesgo de irse a la cárcel.

"Debemos proteger al pueblo hondureño, pero esto debe hacerse con normas actuales, no con las del siglo pasado", dijo.

"Son temas que requieren profunda discusión y que el Congreso apruebe lo que considera es justo para Honduras. Vamos de frente contra la impunidad, a los delincuentes se les acabó la fiesta", dijo al señalar que necesita que se proteja a los miembros de la Fuerza de Seguridad Intestitucional (Fusina).

Hernández dijo que los que manifestaron su oposición a las reformas tienen nombre y apellido. ""Es la dirigencia de Libre, creo que muchos militantes no van a estar de acuerdo con ellos pero los que tienen la responsabilidad de votar en el Congreso son ellos -los diputados-".

Respecto a que el expresidente Zelaya llame a las reformas al Código Penal "ley terrorista", el mandatario dijo que el expresidente es muy "expresivo o ligero de expresión" y que aunque no esté de acuerdo sabe que él está convencido que trabaja por convicción. "Mi convicción es defender el pueblo que vive aterrorizado", dijo Hernández.

El mandatario hondureño señaló inicialmente los logros en seguridad y economía a tres años de su gobierno. "Hoy somos un país más atractivo para las inversiones porque tenemos mejor seguridad jurídica. Honduras recuperó la confianza de los inversionistas y ha logrado buenas calificaciones de firmas internacionales. La reducción del 20% en la tasa de homicidios es un gran logro", mencionó.

Campañas políticas

Al darse inicio a las campañas políticas el mandatario hizo un llamado a todos los que aspiran a un cargo de elección.

"No puedo dejar de referirme. Inició la campaña interna, yo quiero reiterar a los compatriotas que están en este ejercicio, que guardemos el más alto respeto para el prójimo, que el debate se de entorno a cómo enfocamos la problemática de Honduras y las ideas que permitan mejorarlo", dijo Hernández quien es precandidato presidencial de dos movimientos internos del Partido Nacional.

Aseguró que no va a responder ataques de nadie. "Mi padre me enseñó que para pelear se necesitan dos, de mi parte no habrán respuestas agresivas. A veces los políticos subestiman la inteligencia de los ciudadanos y si algo no les gusta a los hondureños es ver a alguien destilando veneno. Particularmente ahora que tenemos este nuevo esquema de comunicación que da en las redes sociales, a veces eso sirve para escudarse en el anominato y querer tragiversar algo pero con el tiempo la gente va aprendiendo a diferenciar lo bueno de lo malo", mencionó.

Llamó a hacer una campaña de frente. "Vamos a construir un país diferente, basta ya a esos actos de corrupción y de impunidad. De frente y con altura, de eso se trata la construcción de la nueva Honduras que merecemos. Tenemos que ser los que demos ejemplo, de más trabajo, compromiso con la Nación, de respeto y tolerancia y de afianzar la democracia", dijo.



La Prensa