La covid es más letal en las personas que viven con el VIH

Los CDC han recomendado darle prioridad en la vacunación a personas que viven con esta enfermedad debido al riesgo

The New York Times

Al igual que ciertas afecciones de la salud, que incluyen al cáncer, la diabetes y la hipertensión, una nueva investigación muestra que tener VIH o sida aumenta el riesgo de una persona de contraer covid-19 y de fallecer de la enfermedad.

En el estudio, los investigadores del Colegio de Medicina de la Universidad Estatal de Pensilvania (Penn State) evaluaron los datos de 22 estudios anteriores con 21 millones de participantes en América del Norte, África, Europa y Asia.

Encontraron que las personas que vivían con VIH tenían un riesgo casi un 24 por ciento más alto de infección con el SARS-CoV-2 (el virus que causa la COVID-19), y un riesgo un 78 por ciento más alto de muerte relacionada con la covid-19 que las personas sin VIH.

LEA: La ibuprofeno no agrava la situación del coronavirus

"Los estudios anteriores no fueron concluyentes sobre si el VIH es o no un factor de riesgo de una susceptibilidad a la infección con el SARS-CoV-2 y de malos resultados en las poblaciones con COVID-19", comentó el investigador principal, el Dr. Paddy Ssentongo, profesor asistente del Centro de Ingeniería Neural de la Penn State.

"Esto se debe a que una inmensa mayoría de las personas que viven con VIH/SIDA reciben TAR [terapias antirretrovirales], algunas de las cuales se han usado experimentalmente para tratar a la COVID-19", explicó en un comunicado de prensa de la Penn State.

Preocupante

Unos 38 millones de personas tienen VIH o SIDA en todo el mundo, según la Organización Mundial de la Salud. Ciertas afecciones preexistentes son comunes entre las personas que tienen VIH/SIDA, lo que podría contribuir a la gravedad de sus casos de COVID-19.

Entre las personas VIH positivas, las afecciones de salud preexistentes más comunes eran la hipertensión, la diabetes, la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) y la enfermedad renal crónica.

Alrededor de un 66 por ciento de los participantes del estudio eran hombres, con una mediana de edad de 56 años. La mayoría de los que tenían VIH/SIDA (un 96 por ciento) recibían terapia antirretroviral, que ayuda a suprimir la cantidad de VIH que se detecta en el cuerpo.

Los efectos beneficiosos de los antivirales (como los inhibidores de la proteasa) en la reducción del riesgo de la infección con el SARS-CoV-2 y la muerte por la COVID-19 en las personas con VIH/SIDA siguen siendo inconcluyentes, anotaron los autores del estudio.

El investigador Vernon Chinchilli, presidente del departamento de ciencias de la salud pública de la Penn State, señaló que "a medida que la pandemia ha evolucionado, hemos obtenido la información suficiente para caracterizar la epidemiología de la coinfección de VIH y SARS-CoV-2, lo que no se pudo hacer al principio de la pandemia debido a la escasez de datos.

comentarios