¿Quiere estar saludable? no abuse de los azúcares y grasas saturadas

No exagerar con el consumo de carbohidratos es fundamental, así como de las azúcares

The New York Times.

No es un secreto que un exceso de azúcar y grasa saturada no es bueno, ¿pero qué combinaciones de alimentos lo ponen en un mayor riesgo de enfermedad cardiaca y muerte en la mediana edad?

Es probable que la respuesta, de un nuevo estudio de la Universidad de Oxford, decepcione a muchas personas.

Los investigadores encontraron que las dietas ricas en chocolates y masas, mantequilla, azúcar de mesa, y jugos de fruta (y con pocas frutas y verduras frescas) son las peores. También son riesgosas, aunque menos, las dietas ricas en bebidas azucaradas, chocolates y dulces y conservas, incluso cuando esas dietas contenían menos alimentos como la mantequilla y el queso, que son ricos en grasa saturada.

VEA: Una mascarilla proteje, pero dos hacen mejor trabajo

"Hay muchas investigaciones y evidencias sobre los nutrientes particulares. El problema de esto es que las personas no comen nutrientes, comemos alimentos, combinaciones de alimentos", señaló la autora sénior, Carmen Piernas, profesora de investigación en ciencias de la atención primaria de la salud. "Decirles a las personas que deben reducir el consumo de azúcar es muy confuso, y quizá no sea el mensaje adecuado".

Entonces, su equipo decidió observar la dieta y los resultados de salud, no en términos de nutrientes específicos que se deban limitar, sino de alimentos específicos.

Usaron el UK Biobank, una base de datos de casi 117,000 adultos de Reino Unido que fueron reclutados entre 2006 y 2010, cuando tenían de 37 a 73 años.

Los participantes reportaron su dietas ellos mismos, entre dos y cinco veces. Los investigadores identificaron los grupos de alimentos y los nutrientes. Se usaron los expedientes de hospital y los certificados de defunción para calcular las tasas de enfermedad cardiaca y muerte.

Los participantes se agruparon según los alimentos que comían. Las personas cuyas dietas contenían mucho chocolate, dulces, mantequilla y pan blanco tenían un riesgo un 40 por ciento más alto de enfermedad cardiaca, y un riesgo un 37 por ciento más alto de muerte precoz, aseguró Piernas.

Las del grupo de las bebidas azucaradas tenían un riesgo un 14 por ciento más alto de enfermedad cardiaca y un riesgo un 11 por ciento más alto de morir, aunque Piernas cree que los vínculos fueron menos claros que en el otro grupo. Los investigadores solo encontraron una asociación, no un vínculo causal.

"Quizá la importancia de este estudio es dejar de hablar sobre el azúcar y la grasa, y comenzar a hablar sobre el chocolate, los dulces, el pan blanco, la mantequilla y el queso rico en grasa", apuntó Piernas. "Eso es lo que debemos decirles a las personas. Si tienen una dieta con grandes cantidades de estas cosas y con pocas frutas y verduras", es más probable que desarrollen una enfermedad cardiaca y mueran de forma precoz.

Esta es la razón. "Principalmente, estas malas dietas hacen que aumenten de peso", lo que las pone en riesgo de enfermedad cardiaca.

"Una dieta rica en pan blanco (un carbohidrato refinado), grasa saturada y azúcar añadido contiene todas las señales de alarma que han sido bien respaldadas por la investigación", advirtió.

Para las personas puede resultar alarmante pensar sobre unos alimentos específicos en términos de malos resultados para la salud, o incluso de la muerte, comentó Linsenmeyer, que también es profesora asistente de nutrición y dietética de la Universidad de Saint Louis, en Missouri.

"Creo que es mucho más importante enfatizar que todos estos alimentos pueden sin duda incluirse en un patrón dietético saludable", planteó. "No hay que evitarlos por completo, pero tampoco queremos que nuestras dietas sean ricas en estas cosas. La moderación es un tema recurrente de los dietistas, pero es algo auténtico".

comentarios