Por salud... ¡tome el sol!

La exposición solar es un paso indispensable para la producción de la vitamina D, que actúa como una hormona que es básica para el equilibrio de calcio y fósforo.

Redacción.

El sol será tu mejor aliado para fortalecerte físicamente y ayudarte a sentirte mejor en esta cuarentena por el Covid-19, tomando las precauciones adecuadas al hacerlo.
Cristina Cortés Peralta, dermatóloga, comenta que cierta dosis de sol es fundamental para moderar los ciclos de vigilia y producir vitamina D, que es básica para el equilibrio de calcio y fósforo en el cuerpo.

Y recomienda que se tome el sol tres veces a la semana de 5 a 15 minutos.
"Se sabe que el ciclo de vigilia está dado por la ligera exposición solar, la radiación ultravioleta que entra a través de la vista, las partes expuestas como rostro y brazos.

Esto permite que la serotonina nos permita estar alertas y concentrados en el día, mientras que la ausencia del sol nos ayuda en la producción de melatonina que permite conciliar el sueño.

"La exposición solar es un paso indispensable para la producción de la vitamina D, que actúa como una hormona que es básica para el equilibrio de calcio y fósforo en el cuerpo. Es una vitamina esencial para todos los grupos de edad".

Ahora que estás en casa en cuarentena, algunas opciones que puedes considerar para tomar el sol es abrir una ventana, el jardín, el patio o una terraza.

La exposición al sol no tiene que ser directa, idealmente se puede hacer bajo la sombra de un techo o un árbol del jardín.

Sin embargo, Cortés Peralta recalca que la hora para tomar el sol sea alrededor de las 10:00 o después de las 16:00 horas, y usar una fina capa de bloqueador solar con factor de protección arriba de 30 o 50, y éste depende del tipo de piel de cada persona.

"Es importante proteger la piel del abdomen, y dejar un poco descubierta la piel del rostro y de los brazos para recibir esa dosis benéfica del sol.

El horario es adecuado porque la radiación del sol es menos dañina en términos de envejecimiento cutáneo o inflamación de la piel", comenta la experta.

Además del sol, la vitamina D se puede obtener a través ciertos alimentos y suplementos como la yemas de huevo, pescado, la leche y el cereal.

comentarios