Modelo y entrenadora fitness es ejecutada por narcos en Tijuana

Alondra era instructora y modelo fitness; la asesinaron a balazos y puñaladas en Tijuana.

La entrenadora y modelo fitness, Alondra Getsemani Villaseñor (23) fue encontrada sin vida en su casa en la colonia Obrera Tercera Sección de Tijuana, Baja California.<br/><br/>Era originaria de Guadalajara, Jalisco, y nació el 22 de marzo de 1996.
La entrenadora y modelo fitness, Alondra Getsemani Villaseñor (23) fue encontrada sin vida en su casa en la colonia Obrera Tercera Sección de Tijuana, Baja California.

Era originaria de Guadalajara, Jalisco, y nació el 22 de marzo de 1996.


La entrenadora y modelo fitness, Alondra Getsemani Villaseñor (23) fue encontrada sin vida en su casa en la colonia Obrera Tercera Sección de Tijuana, Baja California.

Su madre fue quien encontró el cuerpo de Alondra, ya que al no tener respuesta de ella fue a buscarla a su domicilio.

De acuerdo con el reporte de las autoridades, la mujer tenía más de un día de haber sido asesinada.

La joven aparentemente fue torturada antes de ser ejecutada por disparo 9 milímetros. El hallazgo de su cuerpo se dio la noche del domingo 17 de noviembre.

Autoridades informaron que el cadáver tenía lesión por proyectil de arma de fuego en la región cefálica, aunque también se indicó que presentaba heridas de arma blanca.

En la escena encontraron un casquillo calibre 9 milimetros y dos bolsas pequeñas con hierba verde seca, al parecer marihuana.

Según testigos de los hechos, el presunto responsable huyó en un vehículo de color rojo; hasta el momento no hay detenidos.

Alondra trabajaba como instructora en un gimnasio de la ciudad.

La imagen de un cadáver bañado en sangre fue con el que se encontró la señora Griselda al ingresar a la casa de su hija.

El domingo por la noche, la señora Griselda acudió al domicilio de su hija, Alondra Getsemani, ubicado en la rampa Pedregal de Santa Julia, en la colonia Obrera tercera Sección, después de no tener noticias suyas a lo largo de tres días.

En el interior, se topó con la escena de un homicidio; su hija, de 23 años, estaba tendida boca arriba sobre un sillón, con la blusa llena de sangre, una lesión en la cabeza, los ojos con hematomas y el cuerpo hinchado.

Agentes de la Policía Municipal arribaron momentos más tarde y confirmaron el hallazgo, por lo que notificaron a la Fiscalía General del Estado (FGE).

Los elementos periciales llevaron a cabo el procesamiento del lugar y detallaron que Alondra Getsemani Villaseñor Muñoz tenía al menos 24 horas de fallecida.

La Fiscalía Regional del Estado confirmó que la causa de muerte fue un impacto de bala en la cabeza; a un costado del cuerpo se localizó un casquillo percutido de calibre 9 milímetros.

Además, en una mesa colocada a un lado del sillón se encontró una bolsa de plástico con mariguana, restos de un pastel, dos botellas de refresco, un bote de salsa, dos encendedores y una pipa de metal.

Los peritos de la FGE procesaron la escena bajo el protocolo de feminicio.

Al entrevistarse con los oficiales, la madre de la víctima recordó que su hija era visitada de forma constante por un joven, presuntamente su pareja sentimental, el cual vive en la colonia Sánchez Taboada.

ERA INSTRUCTORA

Según información proporcionada por amigos de la víctima, Alondra Getsemani era originaria de Guadalajara, Jalisco y nació el 22 de marzo de 1996.

La joven se desempeñaba como instructora “fitness” en los gimnasios “Family Fitness” y “Elite”; también proporcionaba dietas a las personas que entrenaba.

“Era un amor de persona, siempre escuchaba mis penas y me daba consejos; me alentaba a entrenar más seguido”, relató una de las amigas que se identificó únicamente como Karen.

Entre sus actividades favoritas, dijo otra de sus conocidas, estaba ir al Valle de Guadalupe, en Ensenada.