Nestlé da respaldo a la lucha contra la roya en Honduras

Leo Leiman, presidente de Nestlé Centroamérica, visitó Honduras para entregar 3.5 millones de semillas de café resistente a la roya para productores de tres departamentos

para el 2015 la empresa Nescafé está negociando la compra de 180 mil toneladas de café de México y Centroamérica, y para asegurar la calidad del grano está entregando semilla resistente a la roya.

El “Plan Nescafé” comenzó en 2010 con una inversión de 500 millones de francos suizos, e involucra a las autoridades del café de la región. El Instituto Hondureño del Café (Ihcafé) que identificó a unos mil productores de Santa Bárbara, El Paraíso y Lempira, para recibir la semilla mejorada. Leo Leiman, presidente de Nestlé Centroamérica, destacó que “Nestlé, junto con Ihcafé han emprendido un plan de contingencia ante la enfermedad de la roya a nivel nacional, implementando un programa de apoyo para reactivación de la caficultura de las regiones afectadas en Honduras, para dar una respuesta ágil y eficiente a las necesidades actuales del sector”.

“Nestlé e Ihcafé en conjunto realizaron una inversión de 10 millones de lempiras, para apostarle a uno de los pilares de la industria exportable que genera una importante suma en las divisas del país”, afirmó Leiman. Ya en el 2013, la mayor cadena de alimentos del mundo, entregó 200,000 árboles resistentes a la roya para Honduras, Guatemala y El Salvador.

“El interés del plan es que se garantice la calidad del grano a futuro”, dice Leiman.

Los primeros en la región

En Honduras, Nestlé compra cuenta con tres centros de distribución y compra el 5% de la producción nacional, es decir 300,000 de los seis millones de la cosecha anterior.

Aunque la cifra parece pequeña representa el 50% del total de compras en Centroamérica, informan los directivos de Nestlé.

De acuerdo con cifras del Ihcafé, a nivel de Centroamérica un 30 por ciento de café fue dañado, también hay 4.8 millones de personas afectadas, casi el 10% de las personas que viven directa o indirectamente del café.

Toda la logística la puso Ihcafé y la compra de las plantas las realizó Nestlé que dará recomendaciones siembra a los mil productores seleccionados.

Ihcafé también dará seguimiento a los productores de café que recibieron los suministros, suficientes para plantar 0.7 hectáreas durante tres años, que es el tiempo que la plantación empezará a dar frutos.

Las plantas son de la familia “Lempira”, que es similar al “Catimor”, variedad “que es usada en toda Centroamérica.

El pequeño caficultor no tiene los recursos para comprar plantas que sean resistentes a estas enfermedades. Entonces buscamos dónde podemos tener un café y dónde necesitamos café”, dice Kim Waigel, director de café y bebidas de Nestlé Centroamérica.

“Los 300 mil quintales los compramos al año y a precio de mercado hondureño. En estos momentos no hay compra directa de Nestlé al caficultor hondureño ya que no tenemos estructura en este país”, manifestó Waigel.

Visión

Leo Leiman señala que la seguridad alimentaria depende de la conservación y utilización responsable de los recursos naturales. “En Nestlé Centroamérica no solo nos hacemos eco de ese concepto, sino que además tomamos acciones concretas que ya están rindiendo frutos en una región que tiene alto potencial de crecimiento y desarrollo”. En Nestlé Centroamérica, agregó, tenemos una clara visión de la implementación de nuestra estrategia de creación de valor compartido, enfocada principalmente en sus tres ejes de acción: nutrición, agua y desarrollo rural. La firma mantendrá su plan de inversión en la región, especialmente en Panamá desde donde abastece a la región. Este año Nestlé abrió su nuevo centro de distribución exclusivo para el mercado panameño.

El edificio, que significó una inversión de 20 millones de dólares, está construido de forma modular para facilitar expansiones a futuro si así lo requiere el dinamismo de la plaza local. Leiman, dijo que este nuevo centro forma parte de la estrategia de expansión y desarrollo que la multinacional impulsa en Panamá y el resto de Centroamérica, donde los negocios de la compañía crecen a doble dígito cada año. Nestlé maneja dos fábricas de producción en Panamá; una ubicada en Natá y otra en Los Santos. Entre el amplio portafolio de productos que fabrica, destacan salsas de tomates, variedades de café, sopas Maggi, y leches condensadas y evaporadas con sus marcas estrella La Lechera e Ideal.

Leiman destacó que desde estas fábricas se suple al mercado panameño pero también se exporta a algunos países centroamericanos y el Caribe.

La Prensa