Más noticias

Banco Azteca presenta conmovedor testimonio en campaña Uniendo Familias  

Banco Azteca se siente muy orgulloso de unir a las familias a través del servicio de remesas que está disponible los 365 días del año.

Con alegría, don Melvin recibe sus remesas en Banco Azteca.
Con alegría, don Melvin recibe sus remesas en Banco Azteca.

San Pedro Sula, Honduras.

Don Melvin Matamoros, quien trabaja en el rubro de la construcción, es padre de cuatro hijos: Hanry, Henry, Ariel y Axel.

Hace 14 años, su esposa Yaneth migró a los Estados Unidos para darle una mejor vida a su familia. Gracias a su trabajo, pudo llevarse al país del norte a su hijo Hanry.

En todo este tiempo ella le ha enviado remesas a su familia para apoyarlos. “La familia unida es lo más precioso que uno le puede pedir a Dios”, afirma don Melvin en un emotivo video testimonial de la campaña “Uniendo Familias” de Banco Azteca.

Axel, quien se encuentra junto a su padre, sostiene: “Es cierto que nosotros no nos decimos mucho que nos amamos, pero en el fondo sabemos que nos amamos”.

En una comunicación por videoconferencia, Axel y Melvin Matamoros reciben una gran noticia de Hanry quien les dice: “Banco Azteca les va a regalar una moto, creo que esa es una bendición de Dios”.

Muy emocionado don Melvin levanta las manos en señal de alegría. Y agrega: “Se siente dura la distancia, pero el corazón nunca cambia cuando uno ama”.

Es por historias como ésta que Banco Azteca se siente muy orgulloso de unir a las familias a través del servicio de remesas que está disponible los 365 días del año.

Banco Azteca siempre acercando a las familias.