Bahía de Tela tiene un avance del 75%

<p>El consorcio que desarrolla el proyecto turístico prepara planes para la inauguración en septiembre.</p>

/

Si todo resulta de conforme a la planificación, dentro de cinco meses estaría abriendo sus puertas el complejo turístico Bahía de Tela.

Según sus desarrolladores, el proyecto se encuentra concluido en un 75%, por lo que la proyección es que la inauguración sea en septiembre.

“Hay obras que van un poco más lentas que otras, pero en general, el proyecto tiene el 75% de avance y estamos esperando una apertura en septiembre de este año, tanto del campo de golf como del hotel, que son dos de los elementos principales. Estamos a cinco meses de abrir las puertas”, explicó José Gutiérrez, gerente general del proyecto, al resumir el avance de las obras.

Una de las atracciones más avanzadas es el campo de golf, que una vez finalizado será administrado por la empresa Troon Golf.

Richard Carter, ejecutivo de Troon Golf, explicó que el proyecto se ha ejecutado en casi la mitad, por lo que en los próximos días se completarán los primeros 8 hoyos de los 18 que tendrá el campo.

Sobre la promoción de Bahía de Tela entre los visitantes internacionales, Gutiérrez informó que preparan una campaña publicitaria que ayude a contrarrestar la mala imagen del país, para que afecte lo menos posible al sector turismo.

“Lastimosamente la imagen negativa del país es una realidad y no la podemos obviar; claro que nos afecta. Temos que monitorear los impactos negativos que pueda tener esa imagen. Trabajamos constamente con otros socios para prepararnos para ese momento”, dijo el ejecutivo.

Cambio de nombre

Conocido anteriormente como Los Micos, el complejo turístico cambió hace un mes su denominación, pasando ahora a ser Indura Beach & Golf Resort.

Indura es una palabra de origen garífuna que significa Honduras.

Sobre las razones para el cambio de nombre, Gutiérrez comentó que “se decidió hacer un análisis de su nombre y consideramos que pudiéramos tener un nombre más atractivo, uno que contara una historia, que fuera más fácil de decir en español y en inglés, que fuera una sola palabra. Bajo ese pensamiento lanzamos una investigación y nos presentaron 12 alternativas y una de ellos fue Indura, que cumplía con esas características”.

La Prensa