El contrabando, una problemática que afecta a toda la región

Contrarrestar el contrabando no solo es una lucha de cada país, en la actualidad se ha convertido en una lucha en conjunto con todos los países de la región centroamericana y Panamá.

En el encuentro virtual participaron funcionarios y autoridades de los servicios aduaneros de los diferentes países.
En el encuentro virtual participaron funcionarios y autoridades de los servicios aduaneros de los diferentes países.

San Pedro Sula, Honduras.

En la conferencia virtual “Anti-Comercio Ilícito en Centroamérica y Panamá: Impacto y mejores prácticas en tiempos de pandemia”, realizada el pasado 14 de octubre por las Cámaras de Comercio estadounidense (Amcham) de cada país centroamericano, se dio a conocer que en la región ingresan anualmente más de 85 mil millones de dólares proveniente del comercio ilícito, situación que está afectando a todos.

En el inicio del webinar, se destacó que: “El vínculo entre el comercio ilícito y la delincuencia organizada es tan fuerte que en muchas ocasiones son las mismas bandas que controlan el flujo de productos ilegales y el contrabando las que también se dedican a actividades criminales como el tráfico de personas, el narcotráfico, hasta el financiamiento del terrorismo”.

En el encuentro virtual participaron funcionarios y autoridades de los servicios aduaneros de los diferentes países: Alejandra Hernández, viceministra de Ingresos del Ministerio de Hacienda de Costa Rica; Samadhy Martínez, directora general de Aduanas de El Salvador; Warner Ovalle, intendente de la Superintendencia de Administración Tributaria de Guatemala y vicepresidente regional de la Organización Mundial de Aduanas (OMA).

También participaron: Juan José Vides, director de la Administración Aduanera de Honduras; Henry Thompson, experto aduanero de Nicaragua; Tayra Barsalio, directora general de la Autoridad Nacional de Aduanas de Panamá; y el embajador Melvin Enrique Redondo, secretario general de la Secretaría de Integración Económica Centroamericana (Sieca), quienes dieron a conocer una radiografía de esta situación en cada país y propusieron soluciones para este flagelo.

Juan José Vides, director de la Administración Aduanera de Honduras, en su participación recalcó: “La unión de toda la región ayudará a poder reducir el contrabando en Centroamérica y que hay que reforzar la cultura de la legalidad”.

La mayoría de los productos decomisados son cigarrillos, alcohol, calzados, encomiendas. El 40% de impuesto no se está percibiendo por el contrabando, esto según Henry Thompson, experto aduanero y miembro fundador de la Academia Internacional de Derecho Aduanero.

Thompson agregó que: “El crimen organizado no descansó durante la pandemia y está trabajando falsificando productos”, incluyendo mascarillas y medicamentos lo que representa un grave problema para la salud de la población.

“Solo la cooperación regional, el intercambio de información, el desarrollo de mecanismos tecnológicos y la formación del capital humano nos van a permitir defendernos en estos momentos de vulnerabilidad económica”, expresó en su intervención Juan Ricardo Ortega, ex director de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales de Colombia.

El embajador Melvin Enrique Redondo, secretario general de la Secretaría de Integración Económica Centroamericana (Sieca) manifestó la importancia de enfrentar el tema del comercio ilícito porque tiene que trascender y no solo ser abordado desde la óptica eminentemente comercial.

“Es algo que afecta la vida de los Estados porque está directamente vinculado con temas de gobernabilidad, también con aspectos que tienen que ver con la vida y la estabilidad de los países porque detrás de todo este tema en comercio ilícito, está el crimen organizado, se convierte este abordaje en un tema de seguridad nacional”, expresó Redondo.

Panorama en Honduras

Juan José Vides informó en la conferencia virtual acerca de los esfuerzos que se realizan en Honduras. “Existe una mesa interinstitucional para poder hacer combate de contrabando, que está concentrado en temas de alcohol y cigarrillos. Ya se están firmando convenios con las alcaldías donde se les pide su base de datos para ver cuánto está importando y cuánto le está generando esas personas”.

Corinto es la aduana que los contrabandistas están escogiendo para ingresar mercancía al país de forma irregular. “En conjunto con las autoridades aduaneras de Guatemala se está trabajando para hacer de esta frontera un modelo en el tema de integración profunda”, mencionó Vides.

“Uno de los problemas que afecta a Honduras es la implementación del nuevo Código Penal, para el cual ya se está trabajando en una reforma en el Congreso, precisamente para poder maximizar esa legalidad y tener esa sensación de riesgo de que las personas que contrabandeen, aunque sea mínimo van a recibir una pena establecida”, añadió Juan José Vides.

Los participantes recalcaron que la necesidad de trabajar conjuntamente contra esta problemática, ya que el comercio ilícito afecta a todos en general, a los gobiernos, a las empresas, porque toda esta mercancía que ingresa a los países en condiciones de comercio ilícito compite deslealmente con el otro sector, con las empresas que realmente están establecidas y que pagan sus impuestos. El Estado deja de percibir estos ingresos que podrían ser utilizados para los sectores de educación y salud.

La Prensa