Más noticias

Ihma comienza a pagar cosecha a productores de frijol a L1,000 por quintal

Por quintal de maíz los productores reciben un precio de garantía de L360

Las autoridades esperan que, gracias a los sistemas de riego, las pérdidas por sequía en el cultivo de granos se mantengan al mínimo.
Las autoridades esperan que, gracias a los sistemas de riego, las pérdidas por sequía en el cultivo de granos se mantengan al mínimo.

Tegucigalpa, Honduras

Como resultado de la coordinación de la Secretaría de Desarrollo Económico (SDE), el gobierno comenzó a pagar a los productores de frijol un precio de garantía de L1,000 por quintal y el de maíz a precio mínimo de L360.

Este pago se efectúa a través del Instituto Hondureño de Mercadeo Agrícola, (Ihma), institución que está haciendo efectivo lo que se adeudaba a los productores nacionales de estos rubros.

El ministro de Desarrollo Económico, Arnaldo Castillo, destacó que el gobierno está garantizando el pago de frijol a productores nacionales y nuevas compras para satisfacer la demanda nacional.

“Estamos respetando el precio de garantía de 1,000 lempiras por quintal, precio que está entre 300 y 400 lempiras por encima del precio del mercado”,refirió el funcionario.

Por su parte el gerente del Ihma, José Gómez, dijo que la institución ha estado comprando al menos 60 mil quintales de frijol y maíz al año, lo que representa un apoyo aproximado para unas 10,000 familias en los departamentos de Olancho, El Paraíso, Yoro, Francisco Morazán, Santa Bárbara, Cortés, Lempira y Copán.

Sobre la reserva con la que cuenta el Ihma, Gómez aseguró que “actualmente la reserva de granos que maneja el Ihma ronda los 20 mil quintales de frijol y más de 50 mil quintales de maíz”.

El funcionario agregó que estas acciones forman parte de una estrategia “para tener una reserva fuerte en caso de que se extienda la sequía y afecte las cosechas de granos”,indicó.

Gómez auguró que con los sistemas de riego que se están implementando se llegará a tener una cosecha de primera donde las pérdidas por sequía sean mínimas.