Brescia le rescinde el contrato a Mario Balotelli

El delantero quedará libre a causa de las constantes ausencias y conflictos de disciplina en el Brescia.

El Brescia rescindió el contrato de Mario Balotelli por no presentarse a los entrenamientos.
El Brescia rescindió el contrato de Mario Balotelli por no presentarse a los entrenamientos.

Brescia, Italia.

Talentoso como pocos y blanco frecuente de insultos racistas, pero con serios problemas disciplinarios, Mario Balotelli está nuevamente sin equipo luego de que el Brescia le rescindiese el contrato por no presentarse a los entrenamientos.

La prensa italiana dijo este fin de semana que el dueño del club Massimo Cellino y su equipo de abogados le enviaron al delantero una notificación formal informándole acerca de la rescisión de su contrato.

"Pensé que como capitán del club de su ciudad podría haber hecho mucho más", declaró el técnico del Brescia Diego López a la Gazzetta dello Sport. "Debió y pudo haber hecho más. Una lástima. Pero cada uno es dueño de su destino". "Tomó una dirección y el equipo tomó otra", agregó López.

Trascendió que Balotelli presentó una nota de un médico diciendo que necesitaba tomarse una semana por problemas estomacales. Para el club, esa fue la gota que colmó el vaso.

López dijo que Balotelli no estaba siguiendo el régimen de entrenamiento que dio el club a sus jugadores durante la pandemia del coronavirus y que las pocas veces que se presentó en días recientes, estaba muy fuera de forma.

"No está al mismo nivel que los demás jugadores. Por eso estuvo entrenándose por su cuenta", dijo López.

Balotelli firmó con Brescia ---la ciudad donde se crio con su familia adoptiva-- en agosto pasado y se le dio una emotiva bienvenida. Había jugado en numerosos clubes de Italia, Inglaterra y Francia, sin durar demasiado en ninguno. "Esta es mi ciudad. Aquí puedo dar mucho más", declaró el jugador por entonces.

Anotó solo cinco goles en 19 partidos de la Serie A y dio de qué hablar más por los incidentes de racismo en los que se vio involucrado que por sus actuaciones.

La Prensa