Entrenador de la Bundesliga es castigado tras saltarse la cuarentena por insólita razón

Heiko Herrlich del Augsburgo se pierde el reinicio del fútbol en Alemania.

Heiko Herrlich aceptó el error tras saltarse la cuarentena. Foto Augsburgo.
Heiko Herrlich aceptó el error tras saltarse la cuarentena. Foto Augsburgo.

Berlín, Alemania.

El entrenador del Augsburgo, Heiko Herrlich, no estará en principio este fin de semana en la reanudación de la Bundesliga tras haber roto las normas de cuarentena de su equipo para ir a comprar pasta de dientes.

"Cometí un error al abandonar el hotel", admitió Herrlich, que acudió a un supermercado a comprar un tubo de pasta dental y una crema para la piel.

"Por esta falta de conducta, no estaré al mando del equipo contra el Wolfsburgo el sábado", anunció.

Herrlich dijo ser "paciente de riesgo" tras haber sido tratado en 2000 por un tumor cerebral.

El técnico del Augsburgo quiso puntualizar que en su incursión fuera del hotel siguió "todas las medidas de higiene" contra el nuevo coronavirus.

La Bundesliga, detenida desde marzo, regresa este fin de semana con un estricto protocolo sanitario, con el que se intentan prevenir casos de COVID-19. Entre esas medidas está el aislamiento de los integrantes de los diferentes equipos y evitar contacto físico en la medida de lo posible.

Heiko Herrlich, que llegó al equipo en marzo en reemplazo de Martin Schmidt, tendrá que esperar para sentarse en el banquillo de su nuevo equipo.

El Augsburgo es decimocuarto, apenas cinco puntos por encima del equipo que ocupa el puesto de repechaje por la permanencia, el Fortuna Dusseldorf (16º).

La Prensa