Aliméntese saludable para darle batalla al cáncer de mama

Durante el tratamiento consuma abundante proteína y calorías, esto ayuda a mantener las fuerzas y a reparar los tejidos dañados

Nutrición ideal en el tratamiento

Redacción. La alimentación es una parte fundamental para una persona que está luchando contra el cáncer, pues una buena alimentación ayuda a que el cuerpo tenga un correcto funcionamiento.

Según especialistas, alrededor del 20 y 80% de las personas que sufren algún tipo de cáncer padecen malnutrición. Para la mayoría de las personas, una dieta saludable consiste en comer mucha fruta, verduras, pan integral y cereales; sin embargo, cuando se tiene cáncer, se necesita comer para mantener la energía con el fin de superar los efectos secundarios del tratamiento.

El cáncer de mama es una patología que tiene lugar en las mamas, es uno de los cánceres más comunes en las mujeres después del cáncer en la piel. Las mujeres y hombres que estén padeciendo de algún tipo de cáncer deben llevar una dieta hiperproteica y rica en antioxidantes.

La proteína puede ser vegetal o animal. El vegetal se obtiene de la quinua, cañihua, germinados, trigo, menestras, entre otras fuentes. Además, las carnes blancas, como pescado, pavo, pollo, entre otras. Se pueden consumir carnes rojas; pero solo una o dos veces por semana por el alto colesterol que tienen.

Cynthia Zavala, nutricionista de Hospital de Área Puerto Cortés, comenta que las necesidades nutricionales son diferentes para una mujer que padece de cáncer de mama en comparación a una que tiene una vida sana. Agrega que cuando se padece de cáncer, los pacientes necesitan más proteína y más calorías. Algunas veces, su dieta deberá incluir más leche, queso y huevos. Si tiene problemas para masticar y pasar los alimentos, requiere añadir salsas y caldos.

Podría comer alimentos con poca fibra en vez de alimentos ricos en fibra. Los tratamientos del cáncer están diseñados para destruir células cancerosas, dijo la nutricionista, pero estos también dañan las células sanas. Los problemas más comunes en la alimentación de una persona con cáncer son falta de apetito, cambios en el gusto y olfato, estreñimiento, diarrea, adelgazamiento, náuseas, vómitos, entre otros.

Al afrontar un cáncer de mama se debe considerar la nutrición como una parte importante del tratamiento. Seguir una alimentación adecuada antes, durante y después de los tratamientos le ayudará a tolerarlos mejor y sentirse más fuerte, expresó Zavala.

No olvide la importancia de alimentarse e hidratarse bien durante el tratamiento de cáncer de mama, hay ocasiones que resulta difícil, y para ello vamos a ofrecerle una serie de recomendaciones de alimentos para consumir en esta etapa difícil.

Estas recomendaciones alimenticias servirán tanto para hombres como mujeres que padecen de algún tipo de cáncer. No existe una dieta ni alimento que pueda curar el cáncer, pero sí podemos hablar de factores preventivos aportados por hábitos saludables y dieta sana, variada y equilibrada, como el patrón alimentario de la dieta mediterránea.

Estudios han demostrado que seguir este tipo de dieta podría reducir hasta en un 30% el riesgo de desarrollar cáncer.