Hábitos que causan
envejecimiento prematuro

Desde no dormir hasta escatimar en la aplicación del protector solar son solo algunas de las razones que pueden envejecer prematuramente la piel. Sigue estas ocho soluciones para prevenirlo

vida saludable

Redacción. Frotarse los ojos con frecuencia puede contribuir a la aparición de líneas finas y arrugas alrededor del área de los ojos.

Si bien la piel de todas las edades es hermosa, el tiempo puede atenuar su brillo.

Ayuda a mantener tu cutis terso y brillante minimizando los siguientes hábitos que pueden causar el envejecimiento prematuro de la piel.

- Frotarse los ojos de manera persistente puede causar círculos oscuros y líneas finas. Las bolsas debajo de los ojos son parte del envejecimiento natural y ocurren cuando los músculos alrededor de los ojos se debilitan. Para la mayoría de las personas, frotarse los ojos no es un problema y no causará ningún efecto secundario permanente, dice Paul Jarrod Frank, dermatólogo certificado por la junta en Nueva York y autor de The Pro-Aging Playbook.

Pero el frotamiento continuo de los ojos puede crear un problema al aumentar la inflamación en el área. Frotarse los ojos constantemente puede afectar las líneas alrededor de los ojos.

A menudo, esto se convierte en un problema para los pacientes con eccema, que pueden frotarse los ojos en exceso debido a la picazón y la irritación. Incluso hay un nombre para estas bolsas y arrugas: las líneas de Dennie-Morgan, que pueden parecer casi un ojo morado.

- No dormir lo suficiente interrumpe la renovación de la piel. El escatimar en el sueño puede aparecer en el rostro con el tiempo. Un estudio publicado en enero de 2015 en Clinical and Experimental Dermatology en el que participaron 60 mujeres, se encontró que la falta de sueño (definida como cinco horas o menos) estaba relacionada con un aumento de los signos de envejecimiento.

- Depender del maquillaje como protector solar deja la piel desprotegida. Para proteger la piel del envejecimiento prematuro, el SPF es el rey. Un estudio anterior descubrió que la exposición a la luz ultravioleta (UV) era responsable del 80% de los signos faciales visibles del envejecimiento, incluidas las arrugas y los cambios de pigmentación.

- Ignorar el cuello y las manos puede causar daños por rayos ultravioleta. La luz ultravioleta es el factor de riesgo de envejecimiento más prevenible. Pero incluso los usuarios de SPF más diligentes pueden descuidar el cuello y las manos, por lo que son una de las primeras áreas en revelar su edad.

- Olvidar los lentes de sol puede dañar los ojos y la piel circundante. Estos lentes protegen los ojos de los rayos ultravioleta, que pueden dañar el párpado, la córnea, el cristalino y la retina (y, como se señaló anteriormente, los rayos ultravioleta también pueden dañar la delicada piel alrededor de los ojos).

- El uso de jabón seco puede acentuar las arrugas. Las barras de jabón a menudo contienen detergentes fuertes que quitan los aceites naturales de la piel. Aunque la piel seca no causa arrugas directamente, las hace más notorias. Tu elección de jabón es especialmente importante si tu piel es sensible .