“Lo ideal en una prótesis auditiva es que sea adecuada y se personalice a cada problema en especial”, Diógenes Chávez, Audiometrista-protesista
“Lo ideal en una prótesis auditiva es que sea adecuada y se personalice a cada problema en especial”, Diógenes Chávez, Audiometrista-protesista

¿Qué son las prótesis auditivas y cómo funcionan?  

Lo ideal es que se utilice de acuerdo con el grado de sordera. Utilizar una más potente podría empeorar aún más la situación

Las prótesis son aparatos auditivos que les permiten a las personas con problemas de sordera a oír o a oír mejor.

Según el doctor Diógenes Chávez, profesional de la Salud, “son muy fáciles de utilizar, usan una pila y tienen un regulador del sonido para usarlo a un nivel adecuado a la pérdida de la audición de cada persona”.

Hay dos tipos de prótesis auditivas: audífonos intrauriculares, son los que cuyo tamaño y fabricación suele ser personalizada, ya que van dentro del oído externo, y los audífonos retroauriculares, que son los más conocidos y tradicionales, se colocan detrás de la oreja y se adaptan para conseguir evitar el acoplamiento acústico, “estos duran varios años, claro, depende del cuidado de la persona, explica Chávez.

“Las prótesis las pueden utilizar niños, adultos y sobre todo las personas de la tercera edad”, afirma Chávez, también audiometrista-protesista.

Explica que hay varios factores que llevan a una persona a usar una prótesis auditiva, entre ellos, infecciones previas, exposición a ruidos fuertes sin protección y enfermedades como la diabetes.

Los precios de las prótesis auditivas son variables, hay desde 14,000 lempiras en adelante, dependiendo del tipo de aparato y el grado de pérdida de la audición de cada paciente.

Son diversos los beneficios de utilizar estos aparatos auditivos, entre ellos, mejoran la calidad de vida de la persona, mejoran su relación con la familia, trabajo y su entorno social, oye y entiende mejor el habla; en la mayoría de situaciones le permite participar en situaciones de grupo y reuniones y le ayuda a captar los sonidos suaves o ligeros que no podía oír desde que se produjo la hipoacusia.

Chávez agrega que las prótesis que las personas deben utilizar según su edad: las personas menores de 15 años, las retroauriculares y las de 16 años en adelante pueden usar las intrauriculares o las retroauriculares. Las prótesis auditivas funcionan captando el sonido y aumentando su volumen.