Hay que ser realista, si ya intentó todo y no funciona, lo mejor es alejarse y seguir adelante con su vida.<br/>
Hay que ser realista, si ya intentó todo y no funciona, lo mejor es alejarse y seguir adelante con su vida.

¿En una mala relación? ¡Mejor dile adiós ya!

Hay un tiempo en que las cosas ya no dan para más y es momento de terminar

Las despedidas siempre son difíciles, y más cuando se trata de una persona a quien se ama. La mejor manera de decir adiós es comunicándose de manera asertiva, sin generar destrucción en ninguna de las dos partes, ni ejerciendo violencia, y aún más si hay hijos, pues no se rompe la relación con ellos.

Cuando una relación se torna tóxica, conflictiva, con falta de entendimiento y cuando la pareja no es capaz de ponerse de acuerdo en nada, lo mejor es pensar en una separación tranquila y en paz.

La psicóloga Gabriela Medina dice que en algunas ocasiones es más difícil cuando hay apego económico o emocional, por costumbres o miedos reales o irracionales. No obstante, siempre los duelos sanos culminan con un aprendizaje de crecimiento.

Por su parte, la psicóloga Delmy Dubón argumenta que en las relaciones interpersonales suelen existir dificultades y una conexión emocional diferente dependiendo del grado en que decidan involucrarse. Lo mismo pasa en una relación de pareja, en la que deben cumplirse responsabilidades y compromisos mutuos.

Principales consecuencias de una mala relación:
1. Genera dependencias hacia el otro de manera dañina.
2. Crece el distanciamiento entre la pareja.
3. Se incrementa la violencia, en caso de que esta exista.
4. Las personas son infelices.
5. Desvalorización personal.
6. Dañan las relaciones interpersonales compartidas, como amistades y familias.

Según la psicóloga Fabiola Lagos, cuando las parejas no toman la decisión de romper con una relación que les está haciendo daño pueden acarrear problemas: daños a familiares, amigos o conocidos, esto sucede por postergar sentimientos ambiguos de cariño y a la vez de desamor.

La pareja se desvaloriza perdiendo su propia personalidad, pérdida total de patrimonio y puede llegar hasta la muerte.

Hay que tener muy en cuenta estas situaciones y tener el cuidado necesario.

Ventajas
Decir adiós a tiempo
1. Salvar la vida de manera integral.
2. Recuperación del amor propio.
3. Fortalecimiento de la salud mental.
4. Retomar sueños y metas individuales.
5. Crecimiento interior.
6. Aprendizaje del amor.

Para las parejas
Si usted está pasando por algo así con su pareja, lo más recomendable es buscar ayuda, ya sea de amigos, padrinos, consejero religioso o psicólogos que le den el apoyo que tanto necesita.