Cansada de fingir una “familia feliz”

Se separó de su marido por culpa de su alcoholismo y ahora está preso, pero sus hijas quieren que vuelvan a ser pareja

Doctora Corazón, fíjate que soy comerciante, tengo un puesto de dulces, la verdad es que no me va mal, pero tampoco tengo dinero en abundancia.

Hace algunos años me separé de mi pareja porque es alcohólico y me pegaba, me quedé con mis hijas y he tratado de sacarlas adelante como he podido, pero ahora mis hijas me piden que vayamos a ver a su padre a la cárcel, quieren que convivamos como familia y que hasta lo bese y lo abrace.

La verdad es que yo ya no siento nada por él, pero cedo a hacerlo por mis hijas. Cómo podría hacerle entender a mis hijas las cosas sin crearles una mala imagen de él, si de por sí ya es bastante verlo ahí.
La preocupada

Respuesta
Querida, tienes que hablar seriamente con tus hijas, no se puede tapar el sol con un dedo, y tienes que hablarles sobre la violencia que viviste al lado de su padre, precisamente por ese alcoholismo que ahora lo tiene en un anexo. Tienes que decirles que él siempre será su padre, pero ya no es tu pareja y ellas deben comprender eso, y tú debes tener la firmeza para explicarles que ya no lo ves como tu pareja y no te inspira para andarlo besando y abrazando solo para complacerlas a ellas, tienes que explicarles que el amor no se puede inventar, y que deben comprender que ustedes dos siempre serán sus padres, pero ya no serás la pareja de su padre. Sé firme, deja de mentir. Tus hijas agradecerán que digas la verdad en vez de que les maquilles la realidad.