10 puntos para superar el encierro

Te explicamos el término "Síndrome de la Cabaña" y trastornos como el de Estrés Postraumático

En los últimos años, el término "Síndrome de la Cabaña" se ha popularizado para hacer referencia al miedo a salir del hogar, pero no es un concepto oficial ni avalado por la Asociación Estadounidense de Psicología.


1. En los últimos años, el término "Síndrome de la Cabaña" se ha popularizado para hacer referencia al miedo a salir del hogar, pero no es un concepto oficial ni avalado por la Asociación Estadounidense de Psicología.

2. Empero, el Trastorno de Ansiedad Generalizada (TAG) y el Trastorno de Estrés Postraumático (TEPT) pueden constituir la base de una serie de sintomatologías a presentarse ante estas circunstancias de distanciamiento.

3. El TAG se refiere a la preocupación excesiva por algún incidente, lo que puede llevar a comportamientos aprehensivos que dificultan la concentración y desatan síntomas fisiológicos, como tensión muscular y problemas de sueño.

4. En tanto, el TEPT se desencadenada por una vivencia aterradora. La sintomatología puede incluir reviviscencias, pesadillas y angustia grave, así como pensamientos incontrolables sobre lo que inquieta.

5. Aislamiento y confinamiento social no son lo mismo por los atributos emocionales que se le atribuyen a cada uno.

6. Si la gente percibe que estar en casa es una imposición que coarta su libertad y, por lo tanto, no lo ve como una convicción a favor de su salud, nos referimos a un confinamiento. Esto puede constituir un campo fértil para presentar ansiedad.

7. Cuando se ve como un aislamiento, la postura existencial es completamente distinta. Implica que la persona tiene consciencia de que el acto es por una razón justificada.

8. Es poco probable que las preocupaciones desaparezcan solas e, incluso, pueden empeorar con el tiempo. Lo mejor es hablarlas con la familia y amigos, y buscar ayuda de un profesional antes de que se agrave la situación.

9. Tras vivir un trauma, muchas personas al principio pasan por síntomas similares a los del TEP; no obstante, la mayoría no contrae a largo plazo el trastorno.

10. Experimentar un poco de ansiedad es normal, pero consulta con un médico si te sientes deprimido, irritable, o si consideras que interfiere con tu vida. Ante conductas o pensamientos suicidas, busca atención de inmediato.

Con información de la Clínica Mayo, México