Más noticias

El nuevo Gmail estará disponible globalmente en julio

Todos los usuarios tendrán que usar a la larga la nueva versión, les guste o no, la que por cierto no está nada mal

Google espera que los usuarios apreciarán los cambios que le ha hecho a su servicio de correo electrónico.
Google espera que los usuarios apreciarán los cambios que le ha hecho a su servicio de correo electrónico. / Foto: Gmail (Twitter)

Redacción

El llamado Diseño Material que Google le ha impreso a Gmail, su popular servicio de correo electrónico, comenzó a dar sus primeros pasos desde abril, pero la compañía acaba de anunciar hasta esta semana sus planes de hacerlo disponible a todos los usuarios a partir de julio, sea que les guste o no.

Y decimos esto último porque nunca faltan los nostálgicos a quienes no les gustan los cambios cuando se han acostumbrado a un diseño determinado, pero también hay a quien pone nervioso la idea de que la herramienta vaya a volverse más complicada de usar.

Consciente de estos temores, Google permitirá que durante un tiempo se pueda volver o mantener el diseño actual, pero a la larga impondrá el nuevo diseño a todos los usuarios.

Google explica que una vez que el nuevo diseño quede implementado en julio, los usuarios podrá seguir usando el diseño anterior por unas ocho semanas, después de las cuales, serán migrados al nuevo automáticamente.

Todavía tendrán la opción de volver al viejo diseño por otras cuatro semanas, pero una vez finalizado ese período, el nuevo diseño será la única opción disponible.

Y no es que el nuevo diseño esté tan mal, de hecho, viene cargado de nuevas e incluso geniales funciones que se supone no harán la vida más fácil. Para ver una descripción de las nuevas funciones que traerá el nuevo Gmail, puedes ingresar en este enlace.

Mientras tanto es cuestión de esperar para comenzar a disfrutar todo lo que el nuevo diseño de la aplicación tiene que ofrecer, en donde, por cierto, Google ha puesto mucho esfuerzo en integrar las versiones para escritorio a y para móvil, a fin de ofrecer a los usuarios una experiencia más homogénea cuando usen su servicio de correo electrónico.