Más noticias

Libres abogado y enfermera del Leonardo Martínez

El abogado solo ejerció actos de representación legal del hospital, afirma el juzgado de lo penal.

San Pedro Sula, Honduras

Una enfermera, un apoderado legal del hospital Leonardo Martínez y un sobrino de él recobraron la libertad ayer luego de que una jueza resolviera que la mujer recibió de manera voluntaria a un recién nacido de manos de la madre.
Ambos profesionales fueron acusados por el Ministerio Público del delito de sustracción de menores, pero el tribunal resolvió aplicar un sobreseimiento definitivo.

En su resolución, la jueza decretó sobreseimiento definitivo porque la Fiscalía no probó que se haya cometido el delito.
El abogado Andrés Acosta Urrutia, la enfermera Lesly Geraldina Gómez Reyes y Christián José Guevara recobraron la libertad después de estar seis días presos.

Los dos funcionarios y el muchacho fueron capturados la madrugada del jueves 2 de agosto cuando iban a entregarle el recién nacido a la madre. La fiscalía los acusó después de que la mujer de 17 años denunciara que le habían quitado a su bebé.

Los tres acusados comparecieron a audiencia inicial el martes 7 de agosto en la que declaró la madre, así como el director del hospital Leonardo Martínez y una enfermera.

Ayer, a las 3:00 pm, la jueza de lo penal indicó en su resolución que la madre de 17 años entregó voluntariamente su bebé a la enfermera, “por ello hay antecedentes probatorios que nos indican la inexistencia del vicio de consentimiento”.

Manifestó que el director del hospital declaró que vio en videos que la joven madre salió cargando a su hijo. Otra enfermera declaró que la madre, desde que el niño nació, lo quería reportar como muerto o regalarlo.

Para la jueza no se logró proponer ni evacuar elementos de pruebas que “minímamente indique que la enfermera Lesly procedió dolosamente a sacar el recién nacido”.

“Existe un error ético, pero ello no está en el ámbito de la aplicación juridisccional”, concluye la resolución.