Más noticias

Queda libre esposo de exejecutiva asesinada

El cuerpo de la mujer lo encontraron en una de las calles de la colonia Villa Olímpica, cerca del vehículo en el que se conducía.

Verónica Leticia Espinal Jiménez tenía 26 años
Verónica Leticia Espinal Jiménez tenía 26 años

San Pedro Sula, Honduras

Porque la Dirección Policial de Investigación (D PI) no tiene pruebas para vincularlo con el asesinato de su compañera de hogar dejaron en libertad ayer a Geovany Meléndez .

Al hombre lo apresaron luego de que su mujer Verónica Leticia Espinal Jiménez (de 26 años) apareciera muerta en una de las calles de la colonia Villa Olímpica.

La mujer fue encontrada asesinada antes de las 6:00 am del 5 de diciembre, cuando vecinos informaron que el cuerpo estaba frente a una cancha de fútbol. Cerca del cuerpo de la fémina estaba una camioneta negra Kia Sportage, la cual era conducida por Verónica.

El vehículo tenía la puerta del copiloto abierta y se encontraba un bolso de la víctima.

Al llegar los agentes de investigación, fiscales y forenses levantaron de las cercanías del cuerpo de Leticia un destornillador con el cual el hechor le infirió varias heridas.

Al parecer, cuando la víctima fue atacada salió huyendo del vehículo, pero el criminal la alcanzó, y sin piedad le quitó la vida con el desarmador.

Leticia Verónica Espinal recientemente había dejado de trabajar en una agencia bancaria, donde era ejecutiva.

En la escena, sus parientes dijeron que ella ya no quería convivir con Geovany Meléndez y por ello era objeto de violencia doméstica.

Indicaron que la noche del lunes Leticia se quedó a dormir en la casa de una amiga y la mañana del martes regresaba a la colonia Villa Olimpica cuando la atacaron.

A la escena del crimen llegó el esposo de la víctima, quien luego de unos minutos de permanecer en el lugar fue subido por agentes de la policía a una patrulla como sospechoso.

A Geovany lo trasladaron a la Dirección Policial de Investigación (DPI), donde le tomaron declaración sobre la vida que llevaba con su compañera.

También lo interrogaron sobre las horas que la mujer salió de la casa y dónde estaba él cuando ella fue atacada.

Tras el interrogatorio y otras diligencias hechas por los investigadores, no lograron vincular a Geovany Meléndez con el asesinato de Verónica.

El hombre fue dejado en libertad ayer, pero las autoridades de la DPI informaron que el caso continúa en investigación, y que “se está a la espera de poder aportar pruebas para vincularlo o descartarlo en el crimen”.