Más noticias

Socios de los Valle no logran justificar bienes y millonarias transacciones

Fueron enviados a prisión porque según el juez hay indicios de los delitos imputados.

A Támara y a la cárcel para mujeres fueron enviados los imputados.
A Támara y a la cárcel para mujeres fueron enviados los imputados.

San Pedro Sula, Honduras.

Porque no lograron justificar la adquisición de propiedades, empresas y las transacciones bancarias millonarias fueron dejadas en prisión once personas a quienes el Ministerio Público capturó porque supuestamente son socios del cartel de los Valle Valle.

Ayer el juez con jurisdicción nacional dio a conocer su resolución luego de 24 horas de audiencia, tiempo en que la Fiscalía presentó pruebas de la acusación por lavado de activos y asociación ilícita; mientras que los abogados defensores presentaban documentos con los que pretendían demostrar la inocencia de los imputados.

El juez consideró que había indicios de ambos delitos por parte de los once acusados, por lo que decidió enviarlos a prisión por el tiempo que duré el proceso hasta llegar al juicio oral y público.

Los imputados son Tesla Danessa Ortega Valle, René Isaac López, Karen Walkidia Moreno Chinchilla, Darwin Orlando Ramos Díaz, Jorge Danilo Rosales García, Lesly Sofía Espinoza, Bryan Javier Rosales García, Amelia García, Hualdina Guerra Bueso, Digna Emerita Rosales García y Juventino Rosales García.

La Dirección de Lucha Contra el Narcotráfico luego de tres denuncias hizo vigilancias y seguimientos a varios de los acusados, pues los señalaban por tener nexos con los hermanos Luis Alonso y Miguel Arnulfo Valle Valle, líderes del cartel en el occidente.

Según el requerimiento fiscal, los hermanos Valle Valle cambiaban sus carros en el autolote Neko, el cual es una de las 19 propiedades aseguradas en la operación Redada, en la que fueron capturados los once supuestos socios. A René Isaac López Maury, dueño del autolote, le aseguraron propiedades en las colonias Prado Alto y Pedregal, de Santa Rosa de Copán, compras que según la Fiscalía no fueron sustentadas.

Tampoco pudo sustentar los depósitos bancarios fraccionados en 2016, que ascendían a más de un millón de lempiras.

Karen Walkidia Moreno Chinchilla, la esposa de López Maury, no justifica la adquisición de 2,329,179.02 en transacciones en cuentas bancarias. Sobre Jorge Danilo Rosales García, la acusación indica que adquirió varios activos entre 2009 y 2015, entre ellos una casa en la colonia Mejía, de San Marcos, Santa Bárbara, valorada en dos millones, y otras dos propiedades de más de un millón en El Paraíso, Copán. Según la Fiscalía, Rosales García no logra justificar depósitos fraccionados de 10 y 13 millones de lempiras entre 2012 y 2016.