Más noticias

Hallan el cadáver de la niña de 3 años que cayó en una quebrada de Comayagüela

El cuerpo de la niña fue identificado por familiares y el Cuerpo de Bomberos.

“Yo quería ir a traerla más temprano porque no había luz, pero salí tarde de trabajar”, recordó la madre.
“Yo quería ir a traerla más temprano porque no había luz, pero salí tarde de trabajar”, recordó la madre. /

Comayagüela, Honduras.

El cadáver de la niña de 3 años fue hallado en la mañana de este martes en el sector de Río Abajo después de que fuera arrastrada por una quebrada el pasado domingo en la colonia 1 de Diciembre de Comayagüela, ciudad gemela de Tegucigalpa, capital de Honduras.

Miembros del Cuerpo de Bomberos, Copeco y vecinos se sumaron ayer a la búsqueda de la niña Milagro Gabriela Ramos Medina (de tres años), quien cayó en la quebrada junto con su madre Amanda Gabriela Ramos Gómez (de 21).

La pequeña y su madre fueron arrastradas por las fuertes corrientes de la quebrada a las 9:00 pm del domingo.

Amanda regresaba de traer a su pequeña e intentó cruzar un puente para dirigirse a la colonia San Antonio.

Desde horas del mediodía ella había llevado a la pequeña a casa de su abuela paterna para celebrar con una piñata el Día del Niño.

“Yo quería ir a traerla más temprano porque no había luz, pero salí tarde de trabajar”, recordó la madre.

La mujer tenía muchos golpes, ya que la corriente la arrastró varios metros hasta que finalmente logró detenerse en unas piedras y salvarse de morir.

Debido a su desesperación, Amanda Gabriela culpa al papá de la desafortunada niña de haber sufrido la tragedia.

“Por la culpa de Jonathan (padre de la niña) que no me quiso venir a dejar es que perdí a mi hija”, dijo Amanda Gabriela con lágrimas en sus ojos.

Recostada en el sillón de la sala de una amiga contó que “a mi niña no la quería soltar porque no quería que se me ahogara”, detalló la mujer, quien trabaja en una microempresa de limpieza de la alcaldía capitalina.

“Yo amo a mi hija. Necesito a mi hija y tengo fe que mi hija va a aparecer”, exclamó.

Tanto la pequeña como su madre cayeron a la quebrada cuando intentaron esquivar una motocicleta que les obstaculizaba el paso. Ellas resbalaron y cayeron a la quebrada que estaba crecida producto de la fuerte tormenta que azotó la capital la tarde del domingo.

Desde el momento en que ocurrió la tragedia, los vecinos de las colonias San Antonio y 1 de Diciembre se sumaron a la búsqueda de la niña. Con el propósito de encontrarla, cerca de las 10:00 pm del domingo se sumaron a las labores de búsqueda y rescate miembros del Cuerpo de Bomberos, lamentablemente las esperanzas de encontrarla con vida se terminaron este martes.