HORA LOCAL: 06:52PM ,15 Jul 2018
13 FEBRERO , 201812:00PM HONDURAS

JOH: “El día de las elecciones mareros se tomaron las mesas”

El presidente de Honduras solicitó a la Organización de Naciones Unidas investigar la participación de las maras en las elecciones del pasado 26 de noviembre

Tegucigalpa, Honduras

El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, pidió ayer a la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que investigue la participación de las “maras” en las elecciones generales del 26 de noviembre de 2017.

En rueda de prensa, Hernández denunció que en las elecciones hubo participación de pandilleros para favorecer a la Alianza de Oposición.

El Comité Central del Partido Nacional (PN) emitió el domingo un comunicado en el que acusa al expresidenciable de la Alianza de Oposición, Salvador Nasralla y al expresidente Manuel Zelaya de estar ligados al crimen organizado, maras y pandillas.

“Al rechazar el camino del diálogo, Nasralla y Zelaya dejan desenmascarado sus verdaderas intenciones, que son las mismas de siempre – el caos, la ingobernabilidad, la desestabilización, la violencia – el método de ellos es el caos, su propósito es causar un daño económico grave para el país produciendo retroceso económico, la pérdida de miles de empleos y daños irreparables para el país”, cita el comunicado del PN.

Partido Nacional dice que siguen creyendo en el diálogo

Hernández señaló que Nasralla no aceptó la invitación al diálogo propuesto por el gobierno, que le hizo la semana pasada la misión exploratoria de la ONU, quizá por la participación de pandillas en los comicios generales.

“Yo creo que tiene que ver con que Nasralla se ha dado cuenta que Naciones Unidas tiene convenciones internacionales que la obligan a estudiar qué fue lo que pasó en las elecciones hondureñas con respecto a la relación de maras, pandillas y crimen organizado participando directamente en las elecciones para favorecer a la Alianza”, dijo el gobernante.

“Nosotros vimos antes, durante el día de las elecciones y después de las elecciones, la participación directa de maras y pandillas y crimen organizado queriendo incidir en el proceso electoral, queriendo atemorizar a miembros del Partido Nacional (en el poder) o ciudadanos que apoyaban a Juan Orlando Hernández”, añadió.

Según dijo, la participación de las pandillas en las elecciones fue parte de la conversación que tuvo con la misión exploratoria de la ONU que la semana pasada estuvo en Tegucigalpa en apoyo para la celebración del diálogo nacional para resolver la crisis postelectoral.

Dato Partido Nacional asegura que líderes de la Alianza tienen nexos con maras y agentes internacionales para desestabilizar el país.

El mandatario recalcó que el pueblo hondureño sabe cuál fue el papel que jugaron las “maras” en el proceso electoral y que Nasralla y el coordinador general de la Alianza de Oposición probablemente se dieron cuenta que esa es parte de la agenda de la ONU y quieren rehuir ese tema.

Además, señaló que en el marco de los comicios se reunió con casi 250 miembros de mesas electorales del Partido Nacional en Tegucigalpa y que a todos ellos los fueron a amenazar a sus casas y salieron huyendo.

“El día de las elecciones los mareros y pandillas se tomaron las mesas electorales, o mandaron a sus parejas o a su gente más cercana”, afirmó Hernández, quien reiteró que ese tipo de hechos se deben investigar y no se puede permitir que vuelvan a ocurrir.Si no se investigan, “de repente vamos a tener gobiernos ligados directamente al crimen organizado que les ayudó a llegar allí”, agregó.

También se refirió al llamamiento que Zelaya hizo el domingo a la creación de “10,000 comandos” para seguir con las movilizaciones.

“Ahora, el fin de semana, Mel (Manuel) Zelaya dice que va a organizar los famosos comandos, diez mil comandos. ¿A quiénes va a acudir? A los mismos que hacen las tomas violentas y que atemorizan a la gente cobrándoles extorsión. Más claro no puede ser esa relación”, dijo Hernández.

Las violentas protestas convocadas por líderes de la Alianza de Oposición han dejado millonarias pérdidas a la economía del país.

Diálogo

El secretario de la Presidencia, Ebal Díaz, aseguró que tiene pruebas que Nasralla y Zelaya y las maras hicieron un acuerdo el día de las elecciones en San Pedro Sula y que las van a presentar en las mesas de diálogo.

“En San Pedro Sula en muchos centros de votación las maras intimidaron a la población que si votaban por Juan Orlando (Hernández) los iban a matar, controlaron los centros de votación y pusieron a sus representantes”.

En conferencia de prensa, la dirigencia del Partido Nacional presidida por Reinaldo Sánchez, afirmó que siguen creyendo que el diálogo es la mejor salida para los problemas del país. “Honduras merece paz, tenemos que evitar que hechos como este se vuelvan a repetir”.

Recordó que Nasralla dijo que los actos de vandalismo iban a seguir hasta que el país se terminará. “Miré de donde son los lugares donde se han arreciado las manifestaciones, del Valle de Sula”, indicó.

“Así como quieren robarnos la paz y la tranquilidad no querían robar las elecciones”, dijo Sánchez.

Mel Zelaya y Nasralla niegan acusaciones del PN

El coordinador de la Alianza de Oposición, Manuel Zelaya, reaccionó a las acusaciones del Partido Nacional.

Zelaya, a través de su Twitter, dijo: “Dictadura de JOH ataca a Salvador Nasralla y a su servidor. Desconoce derecho a la insurrección y el método de la no violencia de Libre/Pinu amenazando la integridad moral y física de nuestros dirigentes”, expresó.

Manifestó que “el Gobierno es el que calumnia, difama y afina sus garras llena de odio y sangre inocente; pero no sabe que el proceso de cambio social en Honduras en la base del pueblo y nadie podrá detenerlo”.

Nasralla arremetió ayer contra el presidente Hernández y líderes del Partido Nacional.En una rueda de prensa, dijo que el Gobierno se “está cayendo a pedazos”.

Además, rechazó la acusación del Partido Nacional y exigió que presenten pruebas.Dijo que estas acciones son “manotadas de ahogado”.

El excandidato presidencial dijo estar “listo” para reunirse con representantes de la Organización de Estados Americanos (OEA) y las Naciones Unidas (ONU), y pidió la llegada al país del secretario general del ente hemisférico, Luis Almagro.