Más noticias

El próximo mes será cerrado el centro penal de Santa Bárbara

Esta cárcel de adobe fue hecha en 1930. Su infraestructura y sistema eléctrico ya colapsaron.

Los reos viven hacinados, la sobrepoblación es de 400%. / Fotos: Frankly Mu

Santa Bárbara, Honduras.

El próximo mes será cerrado el presidio de Santa Bárbara, construido en el centro de la ciudad.

Con ello se busca mejorar la seguridad de la zona y poner fin a la historia de una cárcel que ya está colapsada y que aún es una “bomba de tiempo”.

Al igual que se hizo con el centro penal de San Pedro Sula, el cual fue cerrado definitivamente el pasado 14 de octubre dando fin a una “era de terror”, también la prisión santabarbarense será clausurada en noviembre por orden del presidente hondureño Juan Orlando Hernández, información que fue confirmada en exclusiva a Diario LA PRENSA.

“No tenemos una fecha establecida aún, pero sería este noviembre”, expresó German McNeal, subdirector del Instituto Penitenciario Nacional (INP).

El Centro Penal de Santa Bárbara está hecho de adobe y su infraestructura y sistema eléctrico está totalmente colapsado y obsoleto. El inmueble fue construido hace 87 años, en 1930, y actualmente tiene una sobrepoblación de 400%.

CP PenalSantaBarbara 171017.11(1024x768)
La infraestructura y sistema eléctrico está obsoleto desde hace años y hay una sobrepoblación de 400%.

Las instalaciones del penal están diseñadas para albergar a 100 reclusos, pero en total hay 500.

Ha habido tres incendios en los últimos 17 años en este presidio, el último ocurrió en 2009, cuando los reclusos se salvaron de morir porque los guardias abrieron las rejas para ponerlos a salvo.

Peligro

El equipo periodístico de Diario LA PRENSA visitó el centro penal de Santa Bárbara para conocer la situación que se vive en el presidio y recorrió las instalaciones de la vieja cárcel.

En el interior de la penitenciaría los reos viven hacinados, duermen en ocho hogares en los que hay una serie de literas que resultan insuficientes para la cantidad de privados de reos.

Muchos se ven obligados a dormir en el suelo.

CP PenalSantaBarbara 171017.19(1024x768)
Desde noviembre nadie podrá ingresar a los centros penales si no cumple con los requisitos puestos por el INP.

Dentro del centro penal hay una escuela, un área de cocina en la que tienen que preparar los alimentos usando una hornilla que funciona con leña y fuego.

Hay una cancha deportiva que pasa atestada debido a la gran cantidad de internos que casi tropiezan entre sí al caminar, por lo pequeñas que son las instalaciones.

El sistema eléctrico es viejo y de mala calidad, está expuesto en muchas partes.

La madera del techo está podrida y las láminas llenas de agujeros; cuando llueve es normal que se filtre el agua en muchas zonas del presidio.

Para ganar algo de dinero, los reos hacen manualidades, hamacas y redes de pescar.

En la cárcel hay 482 hombres y 18 mujeres.

De estos, solo 137 varones y cuatro mujeres ya tienen sentencia.

CP PenalSantaBarbara 171017.31(1024x768)
337 reclusos del penal de Santa Bárbara solo están procesados. En la misma condición se encuentran 14 mujeres.

“Si nos van a llevar a otra cárcel en mejores condiciones, para no estar hacinados y en estas condiciones, pues estaremos felices de que cierren este centro penal y nos lleven a otro”, indicaron reclusos de Santa Bárbara.

En el penal hay 15 ancianos, muchos de los cuales están gravemente enfermos.

Las autoridades del penal han hecho gestiones para que estos ancianos sean llevados a otra parte, pero no han recibido respuesta hasta ahora.

Todos sufren

No solo los reos soportan las malas condiciones en la prisión santabarbarense, incluso los policías que trabajan como custodios viven en la precariedad.

Hacinados, bajo techos podridos y con filtraciones de agua, paredes agrietadas, en colchones ya casi deshechos, y en instalaciones en severo riesgo de incendio tienen que residir los uniformados, pues en general todo el presidio de Santa Bárbara ya está casi destruido.

CP PenalSantaBarbara 171017.36(1024x768)
3 extranjeros recluidos hay en la cárcel. Uno está sentenciado y dos están procesados.

Además hay dos torreones en la prisión, los cuales son un riesgo para las autoridades, pues para llegar a ellos hay que pasar por un camino de tablas y metal que podría ceder y caer en cualquier momento.

McNeal aseguró: “Ya el señor Presidente ha girado las instrucciones claras y precisas que debemos seguir siempre trabajando arduamente para dar paz y tranquilidad al pueblo hondureño”.

Añadió que “parte de las instrucciones que se han girado son el cierre del presidio de Santa Bárbara. Su infraestructura está desfasada, ya dio su tiempo útil, y no obedece a la realidad de nuestra población penitenciaria”, dijo McNeal.

Alaban decisión

Los pobladores de Santa Bárbara expresaron a Diario LA PRENSA su respaldo a la orden del Presidente de cerrar el centro penal de la ciudad.

“Es mejor que lleven a los presos a lugares más adecuados, porque no es correcto que haya una cárcel en el centro de una ciudad. Está bien la decisión de cerrar este centro penal”, indicó Pedro Fúnez Rodríguez.

CP PenalSantaBarbara 171017.35(1024x768)

Pilar Sánchez García consideró: “Esto de cerrar el centro penal lo están haciendo porque será más seguro para los presos y para la gente en la ciudad. Es una buena decisión del Presidente”, declaró.

Mandy Fernández, santabarbarense, señaló su aprobación a la decisión del Gobierno. “Para mí está muy bien la decisión de cerrar este centro penal, porque no es correcto que en el centro haya una cárcel. Cuando hubo incendios fue un gran problema”.

Andrés López dijo: “Cuando viene la gente que visita a los reos, nosotros como comerciantes hacemos negocio, pues muchos nos compran nuestros productos; pero aún así, es bueno que cierren esa cárcel. Esperamos que ahí hagan algo bueno para la ciudad”.