Los complementos de esta vitamina mitigan los efectos del aire contaminado.
Los complementos de esta vitamina mitigan los efectos del aire contaminado.

¿Podría una vitamina diaria frenar los efectos del esmog en el corazón?

Estados Unidos

Hay muchas evidencias que muestran que respirar aire contaminado puede dañar al corazón. Pero un nuevo estudio de tamaño reducido sugiere que unos complementos diarios de vitamina B podrían contrarrestar ese efecto.

Aunque dos horas de exposición a una contaminación atmosférica concentrada tuvieron un efecto negativo en la frecuencia cardiaca y los niveles de glóbulos blancos (que combaten a las enfermedades), "esos efectos casi se revierten con cuatro semanas de complementos de vitamina B", según el autor del estudio, el doctor Andrea Baccarelli, presidente de ciencias de la salud ambiental de la Universidad de Columbia, en la ciudad de Nueva York.

Un experto en salud pulmonar mostró un optimismo cauto respecto a los hallazgos.

"Es interesante que un tratamiento previo con vitamina B pudiera prevenir algunos de los efectos nocivos de la exposición a esta contaminación", comentó eldoctor Alan Mensch, vicepresidente principal de asuntos médicos del Hospital de Plainview de Northwell Health, en Plainview, Nueva York.

"Pero hay que tener presente que este estudio solo incluyó a 10 pacientes sanos, y quizá no sea aplicable a una población completa", añadió. Además, prevenir la contaminación atmosférica en primer lugar "tiene prioridad sobre desarrollar métodos para prevenir sus efectos nocivos", señaló.

En la nueva investigación participaron 10 personas sanas que no fumaban, de 18 a 60 años de edad, que tomaron un placebo durante cuatro semanas antes de ser expuestas a contaminación atmosférica de partículas finas durante dos horas.

Las "partículas finas" (motas microscópicas) tenían 2.5 micrómetros de diámetro, dijeron los investigadores.

Las partículas inhalables que tienen "2.5 micrómetros o menos son potencialmente la forma más peligrosa de contaminación atmosférica, debido a su capacidad de penetrar a la profundidad de los pulmones y al torrente sanguíneo adyacente", explicó Mensch. Una vez son inhaladas, "pueden desplazarse a varios órganos de todo el cuerpo", añadió, provocando inflamación y efectos nocivos para la salud cardiovascular.

"Las poblaciones expuestas a contaminación atmosférica alta asociada con las partículas experimentan aumentos en los ataques cardiacos, el cáncer de pulmón, las mutaciones del ADN, y los partos y las muertes antes de tiempo", dijo Mensch.

En total, cada año la contaminación con partículas finas contribuye a 3.7 millones de muertes prematuras en todo el mundo, sobre todo a través de daños en el sistema cardiovascular. Se cree que este tipo de contaminación atmosférica es el desencadenante más común de los ataques cardiacos, anotaron los autores del estudio.

¿Pero podría un simple complemento vitamínico diario ayudar a frenar ese daño relacionado con el esmog?

Para averiguarlo, el grupo de Baccarelli administró a los 10 participantes complementos de vitamina B durante cuatro semanas antes de exponerlos nuevamente a la contaminación atmosférica de partículas finas durante dos horas más.

En esta ocasión, los complementos de vitamina B se vincularon con una inversión casi completa de los efectos negativos de la contaminación en los sistemas cardiovascular e inmunitario de los voluntarios, dijeron los investigadores. Esto incluyó cambios saludables en la frecuencia cardiaca y los niveles de glóbulos blancos de cada persona.

Pero Baccarelli enfatizó que prevenir la contaminación siempre debe ser la primera medida para proteger la salud de las personas.

"La regulación de la contaminación sigue siendo la columna vertebral de la protección de salud pública contra sus efectos en la salud cardiovascular", dijo en un comunicado de prensa de la universidad. "Estudios como el nuestro no pueden descartar, ni usarse para quitar énfasis a, la necesidad urgente de reducir los niveles de contaminación atmosférica para, como mínimo, cumplir con los estándares de calidad del aire fijados en Estados Unidos y otros países".

Otro experto en los pulmones se mostró de acuerdo en que los complementos de vitamina podrían ayudar a mitigar los efectos del aire contaminado.

El nuevo estudio constituye "evidencia de que la vitamina B ofrece beneficios contra el desarrollo de la aterosclerosis en los adultos sanos expuestos a la contaminación atmosférica", aseguró el Dr. Len Horovitz, especialista pulmonar en el Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York.

Aunque aún no está claro exactamente cómo funcionan los complementos en este sentido, "este hallazgo recomienda la vitamina B, que por supuesto es segura y no tiene efectos secundarios, como protección contra la enfermedad de la arteria coronaria", dijo Horovitz.

El estudio aparece en una edición reciente en línea de la revista Scientific Reports.