El Rey de España se baja el sueldo un 7,1% tras nuevo plan de ajuste

<p>La decisión supondrá una rebaja de 20.910 euros en su sueldo anual antes de impuestos, mientras que Felipe de Borbón, cobrará 10.455 euros menos.</p>

/
El rey Juan Carlos de España se bajará su sueldo bruto un 7,1%, a imagen de los funcionarios y cumpliendo con las nuevas medidas de austeridad aprobadas el viernes pasado por el gobierno español, informó este martes la Casa Real española.La decisión del monarca supondrá una rebaja de 20.910 euros en su sueldo anual antes de impuestos, mientras que su hijo y heredero, Felipe de Borbón, cobrará 10.455 euros menos, al tiempo que el resto de la familia real verá reducido en el mismo porcentaje sus gastos de representación.De esta manera, el resto de la familia real, que no cuenta con sueldo sino sólo con una cantidad para gastos de representación decidida por el rey, verá reducida esta cantidad en unos 60.000 euros.La decisión supone un ahorro de entre 90.000 y 100.000 euros sobre el presupuesto total de la Casa Real para 2012, que ascendía a 8,264 millones de euros y suponía un 2% menos que el año anterior, según la misma fuente.Los presupuestos del Estado para 2012 asignaban inicialmente al Rey un sueldo anual de 292.752 euros, incluyendo gastos de representación, el mismo que en 2011, mientras que el Príncipe contaba con la mitad de ese sueldo.El dinero ahorrado se reintegrará al Tesoro público, añadió la Casa Real española, cuyos trabajadores también verán, a imagen de los funcionarios, suprimida la paga de Navidad.La decisión de la Casa Real llega el mismo día en que el Congreso de los Diputados aprobó la supresión de la paga de Navidad para los diputados, al igual que ha hecho el ejecutivo que también se rebajará el sueldo en una proporción equivalente.La Casa Real cumple así con las nuevas medidas de austeridad aprobadas el viernes pasado por el ejecutivo español con el fin de ahorrar unos 65.000 millones de euros hasta finales de 2014 respondiendo a las exigencias de Bruselas para suavizar los objetivos de déficit público (6,3% del PIB en 2012, 4,5% en 2013 y 2,8% en 2014).Las medidas incluyen una subida del IVA y una rebaja de las prestaciones por desempleo, lo que ha provocado una gran indignación de los españoles, en un momento en que el país sufre ya una tasa récord de paro del 24,44%.Don Juan Carlos y su familia dieron de esta manera un nuevo paso en una política de transparencia y de gestos hacía el país, inmerso en una dura crisis económica.Después que el yerno del rey, Iñaki Urdangarín, fuera imputado en 2011 en una escándalo de corrupción, la Casa Real había publicado por primera vez sus cuentas.En 2012, el presupuesto de la Casa Real fue reducido en un 2%, lo que supuso un ahorro de 170.000 euros, con el fin de responder a las exigencias del presupuesto estatal más austero de la democracia.Estas medidas no impidieron que saltara la polémica en el mes de abril cuando Don Juan Carlos se fracturó la cadera durante una cacería en Botswana, en un costoso viaje que causó estupor en el país.El soberano se disculpó entonces públicamente, en un hecho sin precedentes, asegurando que "no volverá a ocurrir".

El rey Juan Carlos de España se bajará su sueldo bruto un 7,1%, a imagen de los funcionarios y cumpliendo con las nuevas medidas de austeridad aprobadas el viernes pasado por el gobierno español, informó este martes la Casa Real española.

La decisión del monarca supondrá una rebaja de 20.910 euros en su sueldo anual antes de impuestos, mientras que su hijo y heredero, Felipe de Borbón, cobrará 10.455 euros menos, al tiempo que el resto de la familia real verá reducido en el mismo porcentaje sus gastos de representación.

De esta manera, el resto de la familia real, que no cuenta con sueldo sino sólo con una cantidad para gastos de representación decidida por el rey, verá reducida esta cantidad en unos 60.000 euros.

La decisión supone un ahorro de entre 90.000 y 100.000 euros sobre el presupuesto total de la Casa Real para 2012, que ascendía a 8,264 millones de euros y suponía un 2% menos que el año anterior, según la misma fuente.

Los presupuestos del Estado para 2012 asignaban inicialmente al Rey un sueldo anual de 292.752 euros, incluyendo gastos de representación, el mismo que en 2011, mientras que el Príncipe contaba con la mitad de ese sueldo.

El dinero ahorrado se reintegrará al Tesoro público, añadió la Casa Real española, cuyos trabajadores también verán, a imagen de los funcionarios, suprimida la paga de Navidad.

La decisión de la Casa Real llega el mismo día en que el Congreso de los Diputados aprobó la supresión de la paga de Navidad para los diputados, al igual que ha hecho el ejecutivo que también se rebajará el sueldo en una proporción equivalente.

La Casa Real cumple así con las nuevas medidas de austeridad aprobadas el viernes pasado por el ejecutivo español con el fin de ahorrar unos 65.000 millones de euros hasta finales de 2014 respondiendo a las exigencias de Bruselas para suavizar los objetivos de déficit público (6,3% del PIB en 2012, 4,5% en 2013 y 2,8% en 2014).

Las medidas incluyen una subida del IVA y una rebaja de las prestaciones por desempleo, lo que ha provocado una gran indignación de los españoles, en un momento en que el país sufre ya una tasa récord de paro del 24,44%.

Don Juan Carlos y su familia dieron de esta manera un nuevo paso en una política de transparencia y de gestos hacía el país, inmerso en una dura crisis económica.

Después que el yerno del rey, Iñaki Urdangarín, fuera imputado en 2011 en una escándalo de corrupción, la Casa Real había publicado por primera vez sus cuentas.

En 2012, el presupuesto de la Casa Real fue reducido en un 2%, lo que supuso un ahorro de 170.000 euros, con el fin de responder a las exigencias del presupuesto estatal más austero de la democracia.

Estas medidas no impidieron que saltara la polémica en el mes de abril cuando Don Juan Carlos se fracturó la cadera durante una cacería en Botswana, en un costoso viaje que causó estupor en el país.

El soberano se disculpó entonces públicamente, en un hecho sin precedentes, asegurando que "no volverá a ocurrir".

España,Honduras,Felipe de Borbón.,Juan Carlos de Borbón,Crisis económica en España,