Más noticias

Mañana a las 5 am todo vuelve a la normalidad

El Congreso Nacional aprobó una ley que restringe al menos cinco derechos o garantías constitucionales, entre diez de la noche y cinco de la mañana, con el afán de proteger la integridad de la gente honesta.

El Congreso Nacional aprobó una ley que restringe al menos cinco derechos o garantías constitucionales, entre diez de la noche y cinco de la mañana, con el afán de proteger la integridad de la gente honesta.Las restricciones, de acuerdo al decreto, finalizarían mañana a las 5.00 de la mañana. Las medidas se aplicaron porque se considera que han ingresado en el país extranjeros con la intención de crear conflictos y una manera de neutralizarlos es impedir que circulen libremente.Restricciones Entre las garantías restringidas en el horario mencionado, durante tres días, están la libertad individual consignada en el artículo 69 de la Constitución y el impedimento de circular en el horario establecido, es decir que nadie podrá circular en ese horario.Además, no se permite en esas horas la asociación o las reuniones de ninguna naturaleza; se suspende la garantía de que la detención no dure más de 24 horas sin poner al ciudadano a disposición de los tribunales de justicia si es capturado en el horario de restricción.Se rompe el derecho a la inviolabilidad del domicilio en casos justificados. Es decir que si la autoridad sospecha que hay grupos o personas planificando acciones delictivas, podrán ser arrestadas mediante allanamiento a cualquier hora de la noche, explicó el diputado Rolando Dubón Bueso, dictaminador del proyecto.El decreto ejecutivo número 011-2009, aprobado por el presidente de la República, Roberto Micheletti, y ratificado por el Congreso Nacional reduce en dos horas el horario en relación a como se aprobó inicialmente. Este decreto ampliado está vigente desde el miércoles y finaliza mañana a las 5.00 pm. “El horario será de diez de la noche a cinco de la mañana, y en el derecho de circular podrán hacerlo, dentro de este horario y sin ningún problema, el transporte de carga de combustible, de periódicos, de ambulancias y de bomberos”, indicó.En cuanto a las razones para impedir la circulación de noche, justificó que hay investigaciones policiales contra personas imputadas y por eso, si la Policía tiene información, podrá ingresar en esos domicilios sin el aval de un juez o fiscal, pero la autoridad debe tener sospechas fundadas. Dejó claro que “estamos amparados en la Constitución y la Carta de Naciones Unidas. Se protege el de libertad de expresión. Apenas son cinco derechos los restringidos”.La comisión dictaminadora establece: “Se estima la necesidad de suspensión o restricción de algunos de los derechos establecidos en la Constitución de la República dentro de las normas que la Organización de las Nacionales Unidas permite en este tipo de situaciones, por lo que pronunciamos que el presente decreto sea ratificado en los términos del artículo 187, numeral 4, 205 numeral 23 de la Constitución de la República”. El diputado Antonio Rivera aclaró que las restricciones de las garantías individuales se aplican durante de diez de la noche a cinco de la mañana. “La libertad de asociación que contempla el decreto es que no pueden realizarse reuniones públicas solamente en ese período de tiempo, pero derechos como la libertad de expresión pueden darse todo el día”.Los diputados manifiestan que las Fuerzas Armadas han detectado la presencia de grupos de agitadores procedentes de Venezuela, Nicaragua y Cuba, lo que presenta un gran peligro para los hondureños. Los parlamentarios justifican en esa información la puesta en vigencia del decreto ejecutivo.Las garantías suspendidasART. 69. La libertad personal es inviolable y sólo con arreglo de las leyes podrá ser restringida o suspendida temporalmente.  ART. 71. Ninguna persona puede ser detenida ni incomunicada por más de 24 horas, sin ser puesta a la orden de autoridad competente para su juzgamiento. La detención judicial para inquirir no podrá exceder de seis días. ART. 78. Se garantizan las libertades de asociación y de reunión siempre que no sean contrarias al orden público y a las buenas costumbres. ART. 81. Toda persona tiene derecho a circular libremente, salir, entrar y permanecer en el territorio nacional. ART. 84. Nadie podrá ser detenido, sino en virtud de mandato escrito de autoridad competente, expedido con las formalidades legales y por motivo previamente establecido en la Ley. ART. 93. Aún con auto de prisión, ninguna persona puede ser llevada a la cárcel ni detenida, si otorga caución suficiente de conformidad con la ley. ART. 99. El domicilio es inviolable. Ningún ingreso o registro podrá verificarse sin consentimiento de la persona que lo habita o resolución de autoridad competente. No obstante, puede ser allanado en caso de urgencia para impedir la comisión o la impunidad de delitos. Exceptuando los casos de urgencia, el allanamiento del domicilio no puede verificarse de las 6.00 pm a 6.00 am sin incurrir en responsabilidad. La ley determinará los requisitos y formalidades para que tenga lugar el ingreso, registro o allanamiento, así como las responsabilidades en que pueda incurrir quien lo lleve a cabo.Decreto ejecutivo N011-2009CONSIDERANDO: Que es del conocimiento del pueblo hondureño las decisiones que el CN se ha visto obligado a tomar para preservar la democracia y el Estado de derecho en que vivimos. CONSIDERANDO: Que para garantizar la seguridad ciudadana, la paz y la tranquilidad del pueblo hondureño se hace necesario tomar medidas preventivas de conformidad con la ley. CONSIDERANDO: Que el ejercicio de los derechos establecidos en los artículos 69,71,72,78,81,84,93 y 99 de la Constitución de la República podrá suspenderse, entre otros casos, por la perturbación grave a la patria, de conformidad a lo establecido en los artículos 187 y 188 de la Constitución de la República. CONSIDERANDO: Que al artículo 245 numeral 7 de la Constitución de la República atribuye a este poder del Estado la potestad de suspender los derechos individuales de conformidad a lo prescrito en la Constitución de la República. Por tanto: Decreta Artículo 1: Restringir los derechos ciudadanos siguientes que consagra la Constitución de la República: la libertad personal, consignado en el artículo 69; detención e incomunicación por más de 24 horas, consignado en el artículo 71; la libertad de asociación y de reunión, consignado en el artículo 78; circular libremente, salir, entrar y permanecer en el territorio nacional, consignado en el artículo 81, con excepción de los carros patrullas, ambulancias, bomberos, transporte de combustible y los que transportan los diarios escritos de circulación nacional. Artículo 2: Los derechos a que hace referencia el artículo anterior serán restringidos de 10.00 pm a 5.00 am en todo el territorio nacional por el término de 72 horas a partir de la aprobación del presente decreto, debiendo regirse por la ley de estado de sitio por el tiempo que dure la suspensión de los mismos.

El Congreso Nacional aprobó una ley que restringe al menos cinco derechos o garantías constitucionales, entre diez de la noche y cinco de la mañana, con el afán de proteger la integridad de la gente honesta.

Las restricciones, de acuerdo al decreto, finalizarían mañana a las 5.00 de la mañana.

Las medidas se aplicaron porque se considera que han ingresado en el país extranjeros con la intención de crear conflictos y una manera de neutralizarlos es impedir que circulen libremente.

Restricciones

Entre las garantías restringidas en el horario mencionado, durante tres días, están la libertad individual consignada en el artículo 69 de la Constitución y el impedimento de circular en el horario establecido, es decir que nadie podrá circular en ese horario.

Además, no se permite en esas horas la asociación o las reuniones de ninguna naturaleza; se suspende la garantía de que la detención no dure más de 24 horas sin poner al ciudadano a disposición de los tribunales de justicia si es capturado en el horario de restricción.

Se rompe el derecho a la inviolabilidad del domicilio en casos justificados. Es decir que si la autoridad sospecha que hay grupos o personas planificando acciones delictivas, podrán ser arrestadas mediante allanamiento a cualquier hora de la noche, explicó el diputado Rolando Dubón Bueso, dictaminador del proyecto.

El decreto ejecutivo número 011-2009, aprobado por el presidente de la República, Roberto Micheletti, y ratificado por el Congreso Nacional reduce en dos horas el horario en relación a como se aprobó inicialmente.

Este decreto ampliado está vigente desde el miércoles y finaliza mañana a las 5.00 pm. “El horario será de diez de la noche a cinco de la mañana, y en el derecho de circular podrán hacerlo, dentro de este horario y sin ningún problema, el transporte de carga de combustible, de periódicos, de ambulancias y de bomberos”, indicó.

En cuanto a las razones para impedir la circulación de noche, justificó que hay investigaciones policiales contra personas imputadas y por eso, si la Policía tiene información, podrá ingresar en esos domicilios sin el aval de un juez o fiscal, pero la autoridad debe tener sospechas fundadas. Dejó claro que “estamos amparados en la Constitución y la Carta de Naciones Unidas. Se protege el de libertad de expresión. Apenas son cinco derechos los restringidos”.

La comisión dictaminadora establece: “Se estima la necesidad de suspensión o restricción de algunos de los derechos establecidos en la Constitución de la República dentro de las normas que la Organización de las Nacionales Unidas permite en este tipo de situaciones, por lo que pronunciamos que el presente decreto sea ratificado en los términos del artículo 187, numeral 4, 205 numeral 23 de la Constitución de la República”.

El diputado Antonio Rivera aclaró que las restricciones de las garantías individuales se aplican durante de diez de la noche a cinco de la mañana. “La libertad de asociación que contempla el decreto es que no pueden realizarse reuniones públicas solamente en ese período de tiempo, pero derechos como la libertad de expresión pueden darse todo el día”.

Los diputados manifiestan que las Fuerzas Armadas han detectado la presencia de grupos de agitadores procedentes de Venezuela, Nicaragua y Cuba, lo que presenta un gran peligro para los hondureños. Los parlamentarios justifican en esa información la puesta en vigencia del decreto ejecutivo.

Las garantías suspendidas

ART. 69. La libertad personal es inviolable y sólo con arreglo de las leyes podrá ser restringida o suspendida temporalmente.

ART. 71. Ninguna persona puede ser detenida ni incomunicada por más de 24 horas, sin ser puesta a la orden de autoridad competente para su juzgamiento. La detención judicial para inquirir no podrá exceder de seis días.

ART. 78. Se garantizan las libertades de asociación y de reunión siempre que no sean contrarias al orden público y a las buenas costumbres.

ART. 81. Toda persona tiene derecho a circular libremente, salir, entrar y permanecer en el territorio nacional.

ART. 84. Nadie podrá ser detenido, sino en virtud de mandato escrito de autoridad competente, expedido con las formalidades legales y por motivo previamente establecido en la Ley.

ART. 93. Aún con auto de prisión, ninguna persona puede ser llevada a la cárcel ni detenida, si otorga caución suficiente de conformidad con la ley.
ART. 99. El domicilio es inviolable. Ningún ingreso o registro podrá verificarse sin consentimiento de la persona que lo habita o resolución de autoridad competente. No obstante, puede ser allanado en caso de urgencia para impedir la comisión o la impunidad de delitos. Exceptuando los casos de urgencia, el allanamiento del domicilio no puede verificarse de las 6.00 pm a 6.00 am sin incurrir en responsabilidad. La ley determinará los requisitos y formalidades para que tenga lugar el ingreso, registro o allanamiento, así como las responsabilidades en que pueda incurrir quien lo lleve a cabo.

Decreto ejecutivo N011-2009

CONSIDERANDO: Que es del conocimiento del pueblo hondureño las decisiones que el CN se ha visto obligado a tomar para preservar la democracia y el Estado de derecho en que vivimos.

CONSIDERANDO: Que para garantizar la seguridad ciudadana, la paz y la tranquilidad del pueblo hondureño se hace necesario tomar medidas preventivas de conformidad con la ley.

CONSIDERANDO: Que el ejercicio de los derechos establecidos en los artículos 69,71,72,78,81,84,93 y 99 de la Constitución de la República podrá suspenderse, entre otros casos, por la perturbación grave a la patria, de conformidad a lo establecido en los artículos 187 y 188 de la Constitución de la República.

CONSIDERANDO: Que al artículo 245 numeral 7 de la Constitución de la República atribuye a este poder del Estado la potestad de suspender los derechos individuales de conformidad a lo prescrito en la Constitución de la República.

Por tanto: Decreta

Artículo 1: Restringir los derechos ciudadanos siguientes que consagra la Constitución de la República: la libertad personal, consignado en el artículo 69; detención e incomunicación por más de 24 horas, consignado en el artículo 71; la libertad de asociación y de reunión, consignado en el artículo 78; circular libremente, salir, entrar y permanecer en el territorio nacional, consignado en el artículo 81, con excepción de los carros patrullas, ambulancias, bomberos, transporte de combustible y los que transportan los diarios escritos de circulación nacional.
Artículo 2: Los derechos a que hace referencia el artículo anterior serán restringidos de 10.00 pm a 5.00 am en todo el territorio nacional por el término de 72 horas a partir de la aprobación del presente decreto, debiendo regirse por la ley de estado de sitio por el tiempo que dure la suspensión de los mismos.

Congreso Nacional,garantías constitucionales,