Honduras Tegucigalpa
22 de Febrero de 2013

Investigan denuncias de Ramírez del Cid por muerte de su hijo

02:15PM   - Redacción:  redaccion@laprensa.hn

El exdirector de la Policía dice que Juan Carlos Bonilla "estaba en la escena del crimen".

La Dirección de Investigación y Evaluación de la Carrera Policial (DIECP) integró un equipo para investigar las denuncias del ex director de la Policía, Ricardo Ramírez del Cid, de que miembros de la Policía estarían vinculados con Pompeyo Bonilla, ministro de Seguridad, que no permita que el comisionado Guillermo Arias asuma la titularidad de la Dirección de Investigación Criminal, como se anunció la noche del jueves. Arias se ha venido desempeñando como subdirector de la Policía Nacional.

Además, Ramírez dijo desconfiar también del nombramiento de Armando Rodríguez, para que asuma la dirección de la Policía Preventiva.

“Pido al señor ministro, que ese cambio que vi en la prensa, de Arias Aguilar, no lo permita, no lo permita!”, exclamó.

Vincula a Fuerzas Armadas

Ramírez fundamentó su acusación sobre la vinculación de las Fuerzas Armadas en el crimen de su hijo teniendo como base el testimonio de un policía de su confianza que estuvo en el primer interrogatorio que se le hizo al supuesto marero, un menor de edad, que participó en el delito y que fue quien le dijo “de donde venía el ataque”.

Aseguró que el presunto pandillero que hasta ayer estuvo en el hospital Escuela dijo que hay involucrados elementos de las Fuerzas Armadas. “Él nombró a un mayor de apellido Sánchez que les proveyó las armas y el apoyo logístico. Puede ser un seudónimo y hay que investigar¨.

Ramírez del Cid dijo además que el relato que dio el menor el domingo por la noche, no coincide con el que salió publicado en un medio.

Ya que confesó que las armas y la logística salieron desde el Estado Mayor y el C-2, quienes les prometieron armas.Además reveló que el supuesto marero manifestó que el objetivo era su hijo, y que el propósito era secuestrarlo.

Asimismo reiteró que días antes del asesinato de su hijo, recibió notificaciones por parte de las autoridades de la Policía para despojarlo de vehículos y seguridad, que a criterio de Ramírez, tendrían como fin debilitarlo para el posterior crimen.

Policía sigue sin determinar el móvil del crimen

Hasta ahora las fuerzas de seguridad no han determinado la causa del atentado criminal donde perdieron la vida Óscar Roberto Ramírez (17) y sus dos guardaespaldas Abrahan Gúnera y Carlos Armando Lira, ambos elementos Cobras asignados a la seguridad del comisionado general (r) Ricardo Ramírez del Cid.

El hijo del exdirector de la Policía Nacional resultó gravemente herido la noche del domingo cuando se encontraba en el restaurante “Típicos de la Costa” en la colonia Lomas de Toncontín, en el sur de Tegucigalpa.

El joven murió en el quirófanal momento en que médicos del Hospital Escuela intentaban salvarle la vida.

Las primeras versiones preliminares apuntaban que pudo tratarse de un asalto al restaurante.

El lunes pasado, Danilo Orellana, exdirector de Centro Penales, atribuyó a integrantes de maras el crimen del hijo de Ricardo Ramírez del Cid.

Orellana dijo que, de manera preliminar, las investigaciones indican que integrantes de maras serían los responsables del acto criminal.

Orellana declaró que cuando se produjo el lamentable hecho el muchacho regresaba de participar en un partido de fútbol y había ingresado al negocio a comer cuando llegaron los mareros.

Era un secuestro

El miércoles, en medio del dolor y el luto que embarga a su familia, el comisionado Ricardo Ramírez del Cid rompió el silencio para culpar directamente a las Fuerzas Armadas de Honduras y a la Policía Nacional del asesinato de su hijo.

Ramírez reveló que la intención no era el asalto al restaurante, como se había dicho preliminarmente, sino el secuestro de su hijo.

“Para ir a hacer el asalto no van a ir 15 o más personas, de boca de testigos sé todo, sé que la intención era llevárselo, era secuestrarlo”, dijo el exjefe policial.
Ramírez dice desconocer cuál era el objetivo de secuestrar a su hijo.

Según investigadores, los asaltos a restaurantes de clase media no suelen ser perpetrados por 10 o más sujetos.

Otro aspecto que casi de inmediato hizo descartar la hipótesis del asalto es que el ataque fue dirigido a Óscar Roberto y a sus escoltas.

Eso significa, según expertos en seguridad, que los sujetos tenían identificadas a sus víctimas, por lo que al ingresar al negocio, de inmediato colocaron sus armas en la cabeza del joven y la de sus escoltas.

Ayer, Ricardo Ramírez del Cid acusó directamente
a Juan Carlos el “Tigre” Bonilla como principal sospechoso en la muerte de su hijo.

Sacan del hospital a testigo

Uno de los implicados en la muerte de Óscar Roberto Ramírez fue dado de alta ayer. Tras cinco días de haber permanecido hospitalizado, el supuesto marero, un menor de edad, fue sacado del Hospital Escuela y trasladado a un lugar aún no determinado, bajo fuertes medidas de seguridad.

El joven de 17 años confesó hace algunos días a las autoridades de investigación su participación en el asesinato de Ramírez.

Varios de los supuestos pandilleros implicados en el asesinato resultaron heridos, tres de ellos ingresaron al centro hospitalario y de estos uno identificado como Elvin Antonio Palma (40) falleció la misma noche.

En el centro hospitalario permanecieron ingresados Dayer Figueroa (22) y el menor de edad.

En sus declaraciones, el menor reveló que el objetivo de la operación era el secuestro y no el asesinato de Ramírez.

Además detalló que habían recibido órdenes directas de tres reos de la Penitenciaría Nacional. También relató que en el lugar del crimen él mismo gritó “es un asalto” para desorientar las investigaciones que surgirían luego del ataque a Ramírez, tal como se le había exigido.

Claves

Escena Óscar Ramírez, hijo de Ramírez del Cid, fue asesinado a tiros junto a dos de sus guardaespaldas, agentes Cobras, el domingo pasado en la capital.

Martes En medio de profundo dolor, fueron sepultados el martes los restos del hijo del exdirector de la Policía Nacional, Ricardo Ramírez del Cid.

Talento Maestros y compañeros del joven Óscar Roberto Ramírez destacaron que tenía un coeficiente intelectual excepcional, era muy apreciado en su entorno.

Estudios Bobby, como cariñosamente llamaban al joven, este año culminaría sus estudios en la escuela Del Campo Internacional. Tenía opciones de beca.

Normas de uso: Esta es la opinión de los internautas, no de LAPRENSA.HN. No está permitido publicar comentarios ni enlaces difamatorios, injuriantes, insultos, los de contenido obsceno o pornográfico o los contrarios a las leyes de Honduras. No aceptamos comentarios fuera de tema y los que no aportan al debate, porque este espacio es para enriquecer los contenidos con las opiniones de los usuarios, coincidan o no con el criterio del editor. Los comentarios que son aceptados tratamos de publicarlos en el menor tiempo posible, pero no siempre lo conseguimos.
Ránking de notas