Honduras Tegucigalpa
5 de Enero de 2013

Escándalo por fiesta con prostitutas en embajada de Honduras en Colombia

01:47PM   - Redacción:  redaccion@laprensa.hn

La entidad ya está trabajando en los retratos hablados de las dos mujeres.

La Cancillería hondureña anunció anoche el nombramiento de una comisión que se encargará de investigar el escándalo suscitado en la embajada de Honduras en Colombia.
Esta comisión rendirá su informe a más tardar el lunes 7 de enero de 2013.

La medida fue dada a conocer en un comunicado emitido por la Secretaría de Relaciones Exteriores, el cual no menciona si se procedió a suspender al embajador hondureño en Colombia, Carlos Rodríguez, responsable de la sede diplomática la noche del escándalo.

El Gobierno anunció que investigará el hecho luego de una reunión ayer entre el canciller Arturo Corrales y el embajador hondureño en Colombia.

Dicho encuentro se produjo por la tarde en la Cancillería en un ambiente de hermetismo que dominó todo el día en la Secretaría de Relaciones Exteriores, adonde llegaron medios de comunicación a buscar reacciones sin lograr resultados.

Varios guardias ni siquiera les permitieron a los reporteros gráficos hacer fotografías de la llegada del embajador Rodríguez, quien optó por ingresar por la parte posterior de la Cancillería y no por el acceso principal.

Documento

El comunicado emitido por la Cancillería en relación con la fiesta con prostitutas y alcohol del pasado 20 de diciembre en la sede diplomática de Colombia señala que “el secretario de Estado en los Despachos de Relaciones Exteriores, señor Arturo Corrales Álvarez, ha nombrado a una comisión investigadora con la finalidad de recibir, recopilar y constatar la información pertinente sobre el hecho suscitado”.

Seguidamente establece: “Desde primeras horas de la mañana, la comisión ha trabajado en diferentes instancias tanto nacionales como internacionales para recibir la información necesaria y evaluar lo sucedido a la luz de las normas de derecho internacional y la Ley del Servicio Exterior de Honduras. Las investigaciones en curso buscan hacer prevalecer los intereses nacionales y los del Estado receptor, la República de Colombia”.

El documento concluye: “La comisión rendirá su informe al secretario de Estado a más tardar el día lunes 7 de enero de 2013 a primera hora para determinar las acciones que el caso amerite”.
Buscan a dos prostitutas

Según nuevos detalles de este escándalo diplomático, porque no les pagaron sus servicios sexuales, las prostitutas contratadas para ser parte de la noche de orgía en la embajada de Honduras en Colombia decidieron robar y defecar en la oficina del jefe de esa misión, Carlos Humberto Rodríguez, y del agregado militar.

La francachela duró hasta las cinco de la mañana, de acuerdo con la Policía Metropolitana de Bogotá, Colombia.

Una vez que las hetairas cumplieron su labor sexual pidieron que les pagaran por sus servicios, pero quienes las contrataron se negaron a cancelarles, por lo que estas decidieron llevarse varias computadoras personales y algunos teléfonos celulares propiedad de los empleados de la sede diplomática.
Además decidieron depositar sus excrementos en los despachos.

“Las dos mujeres permanecieron hasta las cuatro o cinco de la madrugada. Los asistentes debieron pasarse de copas y quién sabe si algo más porque defecaron en la oficina del embajador y en la de su agregado militar”, relata El Mundo, de España.

La venganza de las prostitutas no terminó ahí, ya que también decidieron robarse dos computadoras portátiles, celulares y otros objetos.

La Policía de Colombia buscaba ayer a dos presuntas prostitutas que la noche del 20 de diciembre estuvieron en una fiesta en la embajada de Honduras en Bogotá y que al parecer robaron dos computadoras de la sede diplomática.

La Policía ya trabaja en los retratos hablados de las dos mujeres, indicó ayer en entrevista telefónica con The Associated Press el coronel José Elías Baquero, comandante operativo de Seguridad Ciudadana de Bogotá.

El oficial explicó que la Policía fue informada “de una situación anómala” en la embajada de Honduras y que los policías a cargo de la diligencia tomaron contacto con Jorge Mendoza “encargado en ese momento de la embajada”.

Agregó que Mendoza le dijo a la Policía que “efectivamente se realizó una fiesta dentro de la embajada de Honduras” durante la cual “le hurtaron dos computadores portátiles”.

Añadió que Mendoza comentó: “Lo único que hubo fue una fiesta que se organizó en una de las oficinas al interior de la embajada, con unas mujeres que él consiguió, que contrató, en el sector de Chapinero”, un barrio del norte de Bogotá conocido, entre otras cosas, por tener cantidad de prostíbulos y sitios de rumba.

Cuando la Policía le dijo a Mendoza que se iba a iniciar en el lugar la investigación correspondiente, este manifestó que no iba a formular ninguna denuncia penal y que eso lo iban a “manejar internamente en la embajada”.

Baquero explicó que, de todos modos, “inmediatamente la Policía Judicial empezó a realizar las investigaciones para tratar de dar con estas dos mujeres” que, según dijo, están siendo buscadas “en sitios donde hay prostitución”.

Ocho investigadores fueron asignados al caso.

Según el coronel Baquero, cuando la Policía Metropolitana de Bogotá le mostró a Mendoza unos retratos hablados que sus hombres elaboraron sobre las presuntas prostitutas, “este señor no quiso reconocer a ninguna de las que se le han presentado hasta el momento”.


Uno de los testigos, que no quiso ser identificado, dijo que Mendoza no había contratado a mujeres trabajadoras comerciales del sexo, sino a transexuales.

El oficial dijo que aún no ha hablado con el embajador hondureño Carlos Humberto Rodríguez quien la noche de la fiesta no se encontraba en el lugar.

En la fiesta hubo licor y prostitutas, fue organizada por “un empleado de confianza del embajador”, que se identificó como Mendoza, y consistió en “una tremenda borrachera con amigos y prostitutas”.

.
En abril de 2012, durante la Cumbre de las Américas en el puerto colombiana de Cartagena de Indias, una prostituta llamada Dania Londoño puso en jaque al Servicio Secreto de Estados Unidos luego de que se hizo público que fue llevada a un hotel por uno de los integrantes de la escolta del presidente Barack Obama.

Normas de uso: Esta es la opinión de los internautas, no de LAPRENSA.HN. No está permitido publicar comentarios ni enlaces difamatorios, injuriantes, insultos, los de contenido obsceno o pornográfico o los contrarios a las leyes de Honduras. No aceptamos comentarios fuera de tema y los que no aportan al debate, porque este espacio es para enriquecer los contenidos con las opiniones de los usuarios, coincidan o no con el criterio del editor. Los comentarios que son aceptados tratamos de publicarlos en el menor tiempo posible, pero no siempre lo conseguimos.
Ránking de notas