Más noticias

Sacan a dos directores departamentales de educación en Honduras

<p>Se dedujo un día de clase a 143 maestros y dos días a 338 docentes por el mismo motivo.</p>

/

Tres maestros y dos directores departamentales fueron separados de sus puestos, confirmó ayer Marlon Escoto, ministro de Educación.Los funcionarios despedidos son Geovanny García, director departamental de Comayagua, y Margarita Robles, de La Paz.

Escoto detalló que los directores cometieron “las mismas faltas administrativas que hemos encontrado y que han servido para la separación de otros directores departamentales, como adjudicación de plazas de forma irregular y tráfico de influencias”.Estos funcionarios también ejecutaron “algunas acciones para tener control de las juntas de selección. Hay Direcciones Departamentales que nunca han tenido un libro de registro, agenda desarrollada y mucho menos bajo qué resolución se creó una plaza o una estructura”.

El ministro dijo que los expedientes serán enviados al Ministerio Público y al Tribunal Superior de Cuentas para que sean investigados.MaestrosEducación sentó un precedente ayer al cesantear a tres docentes por haber faltado tres días durante el pasado agosto.La cifra de cancelados podría seguir creciendo porque Educación revisa la documentación recabada de las audiencias de descargo de otros siete departamentos.

En total fueron cinco mil maestros los que fueron supervisados.Marlon Escoto informó que dos de los profesores separados (de quienes no ofreció nombres) laboraban en el Instituto Técnico Luis Bográn y otro en el Instituto Central Vicente Cáceres, ambos del Distrito Central.

“Falta revisar documentación de otros departamentos, como Atlántida, El Paraíso, Comayagua, entre otros”, amplió.En Francisco Morazán se levantó audiencia de descargo a 619 maestros porque faltaron tres días en agosto, cuando participaron en protestas y asambleas informativas.La mayoría de ellos logró acreditar que tuvieron razones de fuerza mayor para no asistir a clases.

Para el caso, a 143 profesores solo se les dedujo un día de salario, a 338, dos días, y 135 lograron justificar los tres días, es decir, no hubo acciones contra ellos. “La idea de la Secretaría no es despedir a todos estos maestros, lo que queremos es que se impartan los días de clases, que los docentes cumplan con su trabajo”, señaló Escoto.Orlando Mejía, secretario general del Pricphma (Primer Colegio Profesional Hondureño de Maestros), sostuvo que los colegios magisteriales apoyarán a estos docentes que fueron despedidos.

Tres maestros y dos directores departamentales fueron separados de sus puestos, confirmó ayer Marlon Escoto, ministro de Educación.Los funcionarios despedidos son Geovanny García, director departamental de Comayagua, y Margarita Robles, de La Paz.

Escoto detalló que los directores cometieron “las mismas faltas administrativas que hemos encontrado y que han servido para la separación de otros directores departamentales, como adjudicación de plazas de forma irregular y tráfico de influencias”.Estos funcionarios también ejecutaron “algunas acciones para tener control de las juntas de selección. Hay Direcciones Departamentales que nunca han tenido un libro de registro, agenda desarrollada y mucho menos bajo qué resolución se creó una plaza o una estructura”.

El ministro dijo que los expedientes serán enviados al Ministerio Público y al Tribunal Superior de Cuentas para que sean investigados.MaestrosEducación sentó un precedente ayer al cesantear a tres docentes por haber faltado tres días durante el pasado agosto.La cifra de cancelados podría seguir creciendo porque Educación revisa la documentación recabada de las audiencias de descargo de otros siete departamentos.

En total fueron cinco mil maestros los que fueron supervisados.Marlon Escoto informó que dos de los profesores separados (de quienes no ofreció nombres) laboraban en el Instituto Técnico Luis Bográn y otro en el Instituto Central Vicente Cáceres, ambos del Distrito Central.

“Falta revisar documentación de otros departamentos, como Atlántida, El Paraíso, Comayagua, entre otros”, amplió.En Francisco Morazán se levantó audiencia de descargo a 619 maestros porque faltaron tres días en agosto, cuando participaron en protestas y asambleas informativas.La mayoría de ellos logró acreditar que tuvieron razones de fuerza mayor para no asistir a clases.

Para el caso, a 143 profesores solo se les dedujo un día de salario, a 338, dos días, y 135 lograron justificar los tres días, es decir, no hubo acciones contra ellos. “La idea de la Secretaría no es despedir a todos estos maestros, lo que queremos es que se impartan los días de clases, que los docentes cumplan con su trabajo”, señaló Escoto.Orlando Mejía, secretario general del Pricphma (Primer Colegio Profesional Hondureño de Maestros), sostuvo que los colegios magisteriales apoyarán a estos docentes que fueron despedidos.

magisterio de honduras,maestros en honduras,Honduras,empleados publicos en honduras,secretaria de educacion de honduras,