Más noticias

Honduras: El 80% de mujeres embarazadas no tienen adecuado control prenatal

<p>La falta de controles durante el embarazo y un alto índice de enfermedades, como hipertensión y diabetes, son algunas de las causas...</p>

/

La falta de controles durante el embarazo y un alto índice de enfermedades, como hipertensión y diabetes, son algunas de las causas para que las mujeres sean sometidas a cesáreas a la hora del parto para salvar su vida y la del bebé.

El director médico del hospital Materno Infantil, Adalberto Medina, explicó que hay varios factores que influyen para que las mujeres se compliquen durante el parto, algunas de ellas la posición del bebé, muchas son madres adolescentes que terminan con una desproporción encéfalo-pélvica, lo que significa que su pelvis es muy estrecha y
también algunas portan enfermedades contagiosas.

Medina indicó que entre un
70% y 80% de las pacientes que atienden no tienen un adecuado control prenatal, lo que causa complicaciones y tienen que practicarles cesárea.

Ello incrementa los gastos para el centro asistencial por todos los materiales, anestésicos, antibióticos y demás implementos que se tienen que utilizar, así como los días de hospitalización de las pacientes.

El jefe del área de ginecología del hospital Mario Rivas, Francisco Gómez, indicó que de todos los embarazos que atienden cada mes en el centro hospitalario entre el 36% y 40% son cesáreas.

En 1990 la incidencia era de un 11%, pero la población ha crecido al igual que la demanda, tomando en cuenta que este es un hospital de referencia.
En el área de hospitalización privada es probable que el número de cesáreas sea mayor porque las mujeres las piden por cuestiones de comodidad, indicó el ginecólogo.

Factores de riesgo

La presidenta de la Sociedad de Ginecología y Obstetricia de Honduras, capítulo noroccidental, Osiris Paredes, explicó que hay varias enfermedades que se están presentando en mujeres cada vez más jóvenes como es el síndrome de resistencia a la insulina y ovario poliquístico que ahora lo sufren niñas menores de 13 a 15 años.

Algunas de las enfermedades son causadas por la contaminación en el ambiente y la alimentación lo que provoca problemas hormonales en la mujer y las niñas desde el inicio de su desarrollo, aseguró Paredes.

La
preeclampsia es otro de los problemas que afecta a las embarazadas y se ve a diario en los hospitales públicos por falta de controles prenatales y el consumo excesivo de sodio, según la ginecóloga.

Esto también causa daños en el crecimiento y desarrollo intrauterino del feto y corren el riesgo de nacer con falta de peso severo o incluso fallecer dentro del útero.

Prevención

Juan Francisco León, ginecólogo guatemalteco, explicó que el principal problema que hay en Centroamérica es la falta de atención temprana a las pacientes sobre todo en los hospitales públicos y de seguridad social, lo que limita el poder brindar una mejor atención con detección temprana de los problemas, por ello luego se complica la paciente y el bebé.

León indicó que lo primero que se tiene que observar es si el feto tiene alguna anomalía congénita estructural y si puede ser corregible como en el caso de los bebés que presentan obstrucción en sus vías urinarias y que al no tratarlos van a fallecer.

El ginecoobstetra Óscar Méndez explicó que uno de los males que más afecta a las embarazadas es la hipertensión y se aconseja a las pacientes ganar un peso adecuado, al igual que las mujeres con obesidad, ya que son más vulnerables, siendo catalogadas como pacientes de riesgo.

La falta de controles durante el embarazo y un alto índice de enfermedades, como hipertensión y diabetes, son algunas de las causas para que las mujeres sean sometidas a cesáreas a la hora del parto para salvar su vida y la del bebé.

El director médico del hospital Materno Infantil, Adalberto Medina, explicó que hay varios factores que influyen para que las mujeres se compliquen durante el parto, algunas de ellas la posición del bebé, muchas son madres adolescentes que terminan con una desproporción encéfalo-pélvica, lo que significa que su pelvis es muy estrecha y
también algunas portan enfermedades contagiosas.

Medina indicó que entre un
70% y 80% de las pacientes que atienden no tienen un adecuado control prenatal, lo que causa complicaciones y tienen que practicarles cesárea.

Ello incrementa los gastos para el centro asistencial por todos los materiales, anestésicos, antibióticos y demás implementos que se tienen que utilizar, así como los días de hospitalización de las pacientes.

El jefe del área de ginecología del hospital Mario Rivas, Francisco Gómez, indicó que de todos los embarazos que atienden cada mes en el centro hospitalario entre el 36% y 40% son cesáreas.

En 1990 la incidencia era de un 11%, pero la población ha crecido al igual que la demanda, tomando en cuenta que este es un hospital de referencia.
En el área de hospitalización privada es probable que el número de cesáreas sea mayor porque las mujeres las piden por cuestiones de comodidad, indicó el ginecólogo.

Factores de riesgo

La presidenta de la Sociedad de Ginecología y Obstetricia de Honduras, capítulo noroccidental, Osiris Paredes, explicó que hay varias enfermedades que se están presentando en mujeres cada vez más jóvenes como es el síndrome de resistencia a la insulina y ovario poliquístico que ahora lo sufren niñas menores de 13 a 15 años.

Algunas de las enfermedades son causadas por la contaminación en el ambiente y la alimentación lo que provoca problemas hormonales en la mujer y las niñas desde el inicio de su desarrollo, aseguró Paredes.

La
preeclampsia es otro de los problemas que afecta a las embarazadas y se ve a diario en los hospitales públicos por falta de controles prenatales y el consumo excesivo de sodio, según la ginecóloga.

Esto también causa daños en el crecimiento y desarrollo intrauterino del feto y corren el riesgo de nacer con falta de peso severo o incluso fallecer dentro del útero.

Prevención

Juan Francisco León, ginecólogo guatemalteco, explicó que el principal problema que hay en Centroamérica es la falta de atención temprana a las pacientes sobre todo en los hospitales públicos y de seguridad social, lo que limita el poder brindar una mejor atención con detección temprana de los problemas, por ello luego se complica la paciente y el bebé.

León indicó que lo primero que se tiene que observar es si el feto tiene alguna anomalía congénita estructural y si puede ser corregible como en el caso de los bebés que presentan obstrucción en sus vías urinarias y que al no tratarlos van a fallecer.

El ginecoobstetra Óscar Méndez explicó que uno de los males que más afecta a las embarazadas es la hipertensión y se aconseja a las pacientes ganar un peso adecuado, al igual que las mujeres con obesidad, ya que son más vulnerables, siendo catalogadas como pacientes de riesgo.

mujeres,San Pedro Sula,Honduras,embarazo,durante,Controles,