Honduras San Pedro Sula
2 de Febrero de 2013

Le ponen hueso de un cadáver para que camine

02:05PM   - Redacción:  redaccion@laprensa.hn

El exitoso procedimiento se realizó por primera vez en el Seguro Social de San Pedro Sula.

La vida de Víctor Perdomo (32) cambió por completo el 28 de febrero del año pasado, cuando se salvó de morir en un accidente de tránsito.

Las fracturas eran tan graves que los especialistas debían amputarle la pierna izquierda, pero en un intento de devolverle la movilidad le colocaron hace ocho días el hueso de un cadáver traído de Estados Unidos.

Este novedoso procedimiento es el primero que se hace en el Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS). En la cirugía participaron 11 personas, incluyendo especialistas en ortopedia, médicos generales, instrumentistas y enfermeras. La intervención duró alrededor de cinco horas.

Mauricio Juárez, especialista en ortopedia y traumatólogo del Seguro Social, dijo que cuando Víctor Perdomo llegó su estado era tan crítico que tuvo que ser llevado a la unidad de cuidados intensivos, donde permaneció tres días.

El procedimiento que se debía seguir, según los médicos, era amputarle la pierna.

“Perdió 22 centímetros del fémur izquierdo. Vino con el pedazo de hueso por fuera y su pronóstico era muy malo. Lo primero que se pensó fue amputarlo, pero luego les planteamos a las autoridades del IHSS hacerle un implante y gracias a Dios colaboraron y lo pagaron todo. Por medio de los proveedores se pidió el hueso de un cadáver en Estados Unidos, donde este tipo de intervenciones son comunes”.

Juárez aseguró que este es el primer procedimiento que se realiza en el hospital. “Es algo innovador. Aquí ni siquiera hay un banco de hueso. La pieza tiene un valor de ocho mil a 10 mil dólares, pero sobre todo es lindo saber que le dimos una oportunidad de vida a Víctor”.

Se espera que el paciente recobre el 80% de la movilidad de la pierna. En el accidente se le dañaron algunos nervios, por lo que tendrá ciertas limitaciones.

“Podrá caminar, pero no correr. En el tiempo que pasó mientras esperamos que viniera el hueso, él tuvo muchas complicaciones y al final tuvimos que cortarle otro pedazo de hueso, por lo que el implante fue de 30 centímetros. Le pusimos una placa de titanio de 55 centímetros que va atornillada en los extremos para fijar la pieza”.

Trágico accidente

Víctor recuerda con tristeza el día que un vehículo lo embistió y lo derribó con todo y motocicleta. “Salí a las cinco de la tarde del trabajo. Iba contento porque tenía cuatro días de haberme convertido en papá por tercera vez. Fui a comprar una hamaca para el bebé y cuando estaba cerca de llegar a mi casa en la colonia Las Colinas, de la López Arellano, sentí un golpe”, recuerda. Luego del impacto perdió el conocimiento.

Karen Ramírez, esposa de Perdomo, contó que se enteró del accidente por una llamada telefónica que le hizo un amigo que pasaba por la carretera y vio a Víctor tirado sobre el pavimento.

Cuando los familiares de Perdomo llegaron al lugar, una ambulancia se lo había llevado. Su madre recogió los restos de huesos dispersos en la calle y los llevó al centro asistencial con la esperanza de que “se los pusieran”. “Fueron momentos de angustia. Yo no podía ir porque acababa de parir y me hicieron cesárea. Mi suegra fue la primera en llegar al lugar del accidente y ahí recogió los pedazos de hueso que encontró. Pensó que se los podían poner”, agregó Karen.

Esta familia ha pasado por muchas adversidades. Después de que Víctor quedó en cama, su esposa tuvo que hacerse cargo de sostener el hogar.

“Él trabaja como comodín (reemplazo de los que no llegan al trabajo) en una fábrica. Gracias a Dios tiene seguro social porque de lo contrario no sé cómo hubiéramos costeado la operación”.

Víctor estuvo interno dos meses en el IHSS y luego fue dado de alta mientras los médicos conseguían el hueso para operarlo. Tuvo que quedar interno en dos ocasiones porque se le quebró un clavo del sostenedor que mantenía unida la pierna.

Además sufrió daños en el brazo izquierdo. No lo puede levantar y según los galenos solo lo podrá mover en un 50%.

“Hemos vivido un año complicado. Cada vez que él lloraba por el dolor, los niños y yo terminábamos llorando con él”, expresó Karen.

El rostro de Perdomo se ilumina cuando intenta mover los dedos del pie izquierdo y estos responden. Son los primeros indicios de que la intervención resultó bien. Según los especialistas pasarán alrededor de tres meses para que vuelva a caminar.

“Nunca pensé lo importante que era hacer algo tan simple como caminar. Hasta hoy que no puedo ponerme de pie. Les agradezco a los doctores y al IHSS la ayuda que me han dado”, dijo conmovido, pero se toma un minuto para bromear diciendo que ahora es “mitad gringo” por su nuevo hueso.

Médicos que operaron

-Cirujanos ortopedas José Luis PrietoMauricio Juárez.

-Médicos generales Carlos Urbina Pamela Hilsaca.

-Anestesiólogo Carlos Umaña, además participaron dos instrumentista y un circulante.

Ver más noticias sobre Honduras

Normas de uso: Esta es la opinión de los internautas, no de LAPRENSA.HN. No está permitido publicar comentarios ni enlaces difamatorios, injuriantes, insultos, los de contenido obsceno o pornográfico o los contrarios a las leyes de Honduras. No aceptamos comentarios fuera de tema y los que no aportan al debate, porque este espacio es para enriquecer los contenidos con las opiniones de los usuarios, coincidan o no con el criterio del editor. Los comentarios que son aceptados tratamos de publicarlos en el menor tiempo posible, pero no siempre lo conseguimos.
Especiales ver todos Niños migrantes de Honduras Niños migrantes de Honduras... El flujo de menores de Honduras hacia Estados Unidos se ha disparado y genera una emergencia humanitaria. #Hondurasconlosniños Canonizan a dos Papas Muere Gabriel García Márquez
Ránking de notas