Más noticias

Las mejores películas de 2017

Manohla Dargis y A. O. Scott enlistan las que consideran los mejores filmes del año.

VER MÁS FOTOS
Según críticos de The New York Times, estas son las mejores películas del año.
Según críticos de The New York Times, estas son las mejores películas del año.

Los Ángeles, Estados Unidos.

Los críticos de cine de The New York Times, Manohla Dargis y A. O. Scott comparten las que consideran las mejores películas del año.

Manohla Dargis

En marzo, el director y productor Brett Ratner dijo que el sitio web Rotten Tomatoes (que recopila las críticas sobre una película para determinar si una película está “podrida” o “fresca”) es “la peor cosa que tenemos en nuestra cultura fílmica actual” y lo culpó de “la destrucción de nuestra industria”.

No es muy común que quienes influyen en el rumbo de la industria ataquen tan directamente a los críticos, pero a veces les gana la desesperación. Me siento particularmente agradecida con las películas buenas y geniales de este año.

Los cineastas en ocasiones hacen su arte enfrentándose a adversidades considerables y algunos lo hacen mientras luchan a la par contra prejuicios muy arraigados.

Las revelaciones de los últimos meses –y las historias que habrían contado las víctimas que fueron desplazadas– son evidencia muy clara de qué tan arraigados están esos sesgos.

El que haya tantas películas espectaculares cada año pese a esos obstáculos y sesgos es casi un milagro. Así que este año hay muchos filmes que logran suavizar el golpe.

A. O. Scott

Hubo mucho sobre qué sentirse mal este 2017: muchas razones para sentirse ofendido, enojado, anestesiado o asqueado. Y si esta oración te hizo sentir mal, lo siento. (Fue un gran año para disculpas que no se sintieron muy sinceras, también). Pero no lo siento si esta lista de películas –las diez mejores y otras once– me hicieron sentir a mí muchísimo mejor.

No necesariamente alegre, pero iluminado, conmovido, sorprendido y satisfecho. En los malos tiempos usualmente le exigimos o muy poco o demasiado al arte como si fuera lo que nos va a sanar o salvar y lo descartamos si no lo logra.

Pero su verdadera función es mucho más sencilla: nos hace sentir humanos. Eso es lo que estas películas lograron hacerme sentir este año.